Demanda acuerdos a los partidos

Aeropuerto de Atlanta recibe al pasajero número 100 millones
Por:

Redacción La Razón

El presidente Felipe Calderón dejó abierta la posibilidad de realizar cambios en la estructura de gobierno y adelantó que el Presupuesto de Egresos del próximo año será uno de los más austeros en la historia moderna del país, por lo que convocó a las distintas fuerzas políticas a encontrar puntos de acuerdo para superar la crisis que se avecina.

”El gobierno mexicano va a hacer un plan muy severo de austeridad, ya lo ha hecho este año, aunque lo va a intensificar para el próximo año; incluso estaremos contemplando la probabilidad de hacer ajustes a la propia estructura del gobierno”, subrayó el mandatario durante una conferencia de prensa conjunta con su par brasileño, Luiz Inácio Lula Da Silva.

Calderón dijo que espera que el secretario de Hacienda, Agustín Carstens, encuentre puntos de coincidencia con los legisladores para hallar opciones debido a que “lo que está verdaderamente pendiente de resolver es el futuro económico inmediato de México”.

”Mi exhortación es que a través del diálogo que el secretario de Hacienda seguramente realizará con los legisladores, podamos encontrar las mejores opciones, porque lo que está verdaderamente pendiente de resolver es el futuro económico inmediato de México”.

Agregó que el gobierno “no puede por sí solo, por lo menos en lo que toca a las decisiones legislativas, tomar estas medidas de manera completa; necesitamos de esquemas de colaboración y de construcción de acuerdos para resolverlos”, advirtió. Dijo que no ha hablado del tema con los presidentes de los partidos que lo acompañan en su gira por Sudamérica: Beatriz Paredes, del PRI; César Nava, del PAN; Jorge Kahwagi, de Nueva Alianza, y Jorge Emilio González, del PVEM.

El presidente de México recordó que la crisis económica internacional causó un impacto severo en las finanzas del país y una brecha de 300 mil millones de pesos. Recalcó que otros elementos que se pueden considerar para enfrentar esa situación son una mayor recaudación de impuestos y la autorización para tener un déficit, y de esta manera tener el menor impacto en la población, principalmente la más desprotegida.

asc