En plena crisis interna deja Manuel Granados al PRD

Sindicato perredista califica de tendenciosas las declaraciones de Granados
Por:

Manuel Granados hizo pública su renuncia a la presidencia del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) de PRD.

“El día de hoy (ayer) he notificado tanto al Consejo Nacional del PRD, a través del presidente de la Mesa Directiva, como al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), mi separación del cargo como presidente del Comité Ejecutivo Nacional”, indicó en un comunicado.

Granados dijo que el motivo principal para separarse de la dirigencia nacional del sol azteca es el reconocimiento tácito de que ese partido está por incurrir en un desacato a un mandamiento judicial.

Ello, luego de que en diciembre del año pasado, el TEPJF le ordenó celebrar elecciones internas para renovar la dirigencia y, para ello, los propios jueces emitieron la convocatoria para que su mandato surtiera efectos a más tardar el 23 de octubre.

Señaló que él fue electo por los órganos del PRD como “bateador emergente”, y remarcó que el instituto habrá de seguir el camino o la transformación que mejor convenga a sus militantes.

“Antes de decidir el cambio de nombre o colores hay que hacer una reflexión colectiva, ver cuántas personas se mantienen”

Jorge Gaviño

Coordinador del partido del Congreso CDMX

“(No obstante) los líderes de las corrientes han estado aplazando la ejecución de esta sentencia y ni siquiera se ha realizado ni un solo trámite para dar cumplimiento a lo ordenado por los jueces, con lo que, como se dijo, estarían incurriendo en un desacato que los haría acreedores a una sanción”, expuso.

En entrevista de radio posterior, descartó que se vaya a Morena, pues hasta ahora “no he tenido invitación o comunicación con el Presidente electo. Pero además, no está en mis planes esa posibilidad”.

Cuestionado sobre la búsqueda de la dirigencia del PRD, señaló que las actuales reglas del partido impiden la reelección, pero que esperará los resultados del Congreso Nacional que se realizará en noviembre “a ver si cambian”.

Por último, señaló que, por el momento, continuará con su actividad como académico en la UNAM y otras instituciones, así como en su actividad como abogado.

Por separado, el partido anunció que, como lo señala el estatuto, el secretario General, Ángel Ávila, asumirá la presidencia como encargado de despacho y reconoció el  “apego a la legalidad” de su exdirigente.

Granados fue electo presidente del PRD el 9 de diciembre del 2017, en sustitución de Alejandra Barrales. El exconsejero jurídico de la CDMX iba en fórmula con Ángel Ávila en la secretaría General.

El mes pasado, el exlíder del partido anunció la creación de la Comisión Nacional de Diálogo para iniciar la “construcción de un nuevo ciclo político”.

Ello, debido a que el instituto político deberá hacer frente a una crisis económica derivada de los malos resultados de las pasadas elecciones, que reducirán en 21 por ciento sus prerrogativas para el siguiente año, además del pago de las multas pendientes ante el INE.  Para enfrentar esta problemática, el sol azteca anunció un recorte de personal y analiza dejar la sede en la que paga renta.