Lunes 3.08.2020 - 23:48

Gobierno tendrá una distribuidora

Reconoce AMLO que abasto de medicinas no se ha resuelto por corrupción

El Jefe del Ejecutivo señaló que se tomó la decisión de comprar las medicinas en el extranjero a través de la supervisión de la Organización de las Naciones Unidas

medicamentos
Medicamentos en el país.Foto: Archivo.
Por:

El abasto de medicamentos no se ha podido resolver "debido a los intereses creados, a la corrupción que imperaba" en los gobiernos del pasado, denunció el presidente Andrés Manuel López Obrador, al reconocer el acuerdo en la Cámara de Diputados para aprobar la Ley de Adquisiciones en periodo extraordinario.

Durante la conferencia mañanera, destacó  los cerca de 90 mil millones de pesos de compra de medicamentos, sin embargo, había grupos que acaparaban todas estas adquisiciones, mucha corrupción, adulteración de medicamentos y robo abierto.

Por ello se tomó la decisión de comprar las medicinas en el extranjero a través de la supervisión de la  Organización de las Naciones Unidas (ONU), para tener producto de buena calidad, a buen precio y acabar con esa corrupción imperante. Esto, añadió, a lo mejor no le gustó a algunos, se entiende, pero ojalá sean autocríticos.

Informó que el gobierno tendrá una distribuidora de medicamentos para todo el sector salud que hará llegar hasta las comunidades más apartadas estos insumos, ya que "nosotros no podemos seguir fallándole al pueblo y que no haya medicamentos por la corrupción".

López Obrador sostuvo que con la extinción de cinco fideicomisos que se discutirá en la Cámara de Diputados, para liberar casi 16 mil millones de pesos y reasignarlos a atender los efectos negativos de la pandemia, no se afectará a los más pobres.

"Hay como 200 fideicomisos y apenas van a cancelar cinco y piensan que ya con eso me voy a quedar tranquilo, toma tu chupón; porque no hay transparencia en los fondos y no significa dejar sin apoyo a la gente, al contrario es acabar con la corrupción y entregar los apoyos de manera directa", puntualizó.