Refugio de Tijuana pide apoyo a las autoridades

Refugio de Tijuana pide apoyo a las autoridades
Por:

Enviado en Tijuana

Albergue de Tijuana exige a las autoridades federales hacerse cargo del problema migrante, debido a que está operando con el triple de su capacidad y sin dinero, lo que pone en riesgo a los beneficiados por el hacinamiento.

En entrevista con La Razón, la responsable de la Casa Madre Asunta, María Galván, aseguró que cada día se complica más mantener el refugio porque llegan decenas de indocumentados en busca de techo y no tienen lugar para atenderlos.

“Tenemos espacio para albergar a 45 personas, pero tenemos más de un año trabajando con una capacidad al triple, porque tenemos hasta 150 personas todos los días, sobre todo migrantes que buscan asilo en Estados Unidos”, destacó.

En el lugar parecido a una vecindad, hay cuatro cuartos grandes en el primer piso, cuatro abajo, cocina y un patio donde amontonan todas las pertenencias; además de tendederos llenos de ropa mojada y sucia, se ve a mujeres y niños conviviendo en común, pero con graves problemas de hacinamiento.

Lo que fue en algún momento la sala del lugar, ahora es ocupada para almacenar las despensas y enseres que les regalan como donación.

“Queremos que las autoridades pongan carpas o espacios para los migrantes porque son demasiados y no nos damos abasto”, dijo Galván. Esto a pesar de que sólo admiten a mujeres y niños.

Los menores se entretienen con botellas, latas y juguetes viejos que se han ido encontrando o que les son heredados por quienes dejaron el lugar.

Afuera del inmueble, ubicado en la calle Galileo, en la colonia Buenavista, decenas de migrantes drogados y en situación de calle, esperan los sobrantes de la comida para pedirlos y hacer más llevadera su estancia en la vía pública.

A pesar de que el albergue se encuentra cerca de Otay, que se caracteriza por ser una zona exclusiva de Tijuana, el área donde se localiza es de bajos recursos y con índices de inseguridad altos.

“Se quitó el recurso que nos daban. Teníamos un apoyo de 700 mil pesos al año por parte de las autoridades y el albergue opera con un millón 500 mil pesos”

María Galván

Administradora de la Casa Madre Asunta

En una misma calle existen dos refugios donde a toda hora se pueden ver extranjeros de África, Centroamérica y El Caribe, quienes al no tener a donde ir, buscan el cobijo de los responsables para, aunque sea, estar con más personas.

Galván indicó que en la Casa María Asunta hay por lo menos 60 niños, pero ninguno viene solo, porque no tiene la responsabilidad legal de hacerse cargo de ellos; asimismo, se dijo incapaz de apoyar la emergencia migratoria, porque no tiene dinero para recibir a más personas.

“Se quitó el apoyo que nos daban. Teníamos un recurso de 700 mil pesos al año por parte de las autoridades y el albergue opera con un millón 500 mil pesos. Por eso estamos pidiendo apoyo de otras asociaciones o empresas que nos regalen comida o cosas para las personas porque la situación es insostenible”, dijo.

Al entrar al lugar de inmediato se percibe un olor a humedad producto de toda la ropa amontonada en una de las mesas del sitio, donde sólo hay dos baños.

Además, en cuanto llegan las camionetas con la ayuda de inmediato son descargadas por los refugiados.

Durante la tarde se puede ver a las féminas tomando el sol en lo que queda de patio, sentadas en los escalones de las habitaciones o sentadas en el piso esperando que pase otro día mientras que los menores juegan en el piso.

En la Casa del Migrante aún hay mayor control, porque no se permite salir, el lugar está enrejado y sólo por una ventana pequeña se ve a los beneficiados sentados en sillas en espera de comida. Mientras, afuera del inmueble varios más esperan que se desocupe una cama para poder dormir bajo un techo seguro.

También, hay narcomenudistas a bordo de motos que se acercan a los migrantes, todo sin vigilancia policiaca.

AMLO anuncia 40 mil empleos y más refugios

El Presidente Andrés Manuel López Obrador informó que la próxima semana firmará un convenio con maquiladoras, que ofrecerán 40 mil empleos a migrantes en el norte del país, y anunció la creación de nuevos albergues.

Aseguró que México tiene que avanzar en materia migratoria en los próximos dos meses, como parte del acuerdo firmado con Estados Unidos.

“Debemos dar resultados en dos meses. Tenemos que darlos”, señaló.

En ese contexto, justificó que Francisco Garduño, titular del Instituto Nacional de Migración (INM), no haya asistido a comparecer ante la Comisión Permanente de la Cámara de Diputados, porque “sí está trabajando” en el tema.

Sobre los 138 indocumentados que fueron rescatados en Veracruz, dijo que su gobierno prefiere que permanezcan en el sur, de Tehuantepec hacia la Guatemala, porque puede cuidarlos y ofrecerles trabajo.

Con información de Antonio López

Te puede interesar: