Acusan a Bartlett de estar detrás

SME denuncia detención arbitraria de 6 empleados en Puebla

La acción es una "campaña de criminalización y judicialización de Bartlett" contra el SME, aseguran dirigentes; los detenidos fueron acusados por CFE de despojo

sme
Los trabajadores del SME se encontraban en la antigua subestación eléctrica de Huauchinango, en la Sierra Norte de Puebla.Cuartoscuro
Por:
  • La Razón Online

El Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) denunció la detención arbitraria de seis de sus trabajadores que se encontraban en la antigua subestación eléctrica de Huauchinango, en la Sierra Norte de Puebla, tras la irrupción de 150 elementos de la Guardia Nacional y agentes ministeriales federales.

“Responsabilizamos al director de la Comisión Federal de Electricidad, Manuel Bartlett, y al gobierno federal de la integridad física y moral de nuestros compañeros detenidos y exige su inmediata libertad para poder restablecer el diálogo con las autoridades federales y encontrar una solución de fondo al conflicto”.

El secretario del Exterior, Humberto Montes de Oca, acusó en un comunicado, que la acción tuvo lugar este domingo en dichas instalaciones como parte de una campaña de criminalización y judicialización de la Comisión Federal de Electricidad a cargo de Bartlett, en contra del sindicato de electricistas.

Expuso que los detenidos son David Rodríguez Garrido, Cupertino Cabrera Calderón, Agustín Salas R, Jorge García Rodríguez, Rigoberto Vargas Luna y Eduardo Sampayo Cruz, quienes fueron esposados y trasladados en vehículos de la Fiscalía General de la República a sus instalaciones estatales en la Ciudad de Puebla acusados de despojo por la CFE.

“El desalojo y detención de nuestros compañeros por la Guardia Nacional es idéntico al que hace once años sufrimos por parte de la Policía Federal Preventiva de Felipe Calderón. Nuestra respuesta vendrá por las vías legales y la movilización pacífica”, advirtió Montes de Oca Luna.

Recordó que el martes pasado, una comisión del SME fue convocada a la Secretaría de Gobernación para abordar el escalamiento de la represión en contra de esta organización, comprometiéndose los funcionarios de esa dependencia a realizar gestiones ante la CFE para evitar la agudización del conflicto.

Humberto Montes de Oca aclaró que la antigua subestación de Huauchinango está fuera de servicio desde octubre de 2009, por lo cual la CFE no puede argumentar que es un centro estratégico para la prestación del servicio público.

“La presencia de nuestros compañeros en esas instalaciones no representa ningún riesgo ni amenaza en contra de las operaciones de la CFE. La subestación en cuestión es reclamada por el SME como un centro de trabajo que puede ser utilizado para la reinserción laboral de nuestros compañeros despedidos después de que Felipe Calderón nos despojó de nuestra fuente de trabajo”, puntualizó.