En contienda por dirigencia de Morena

TEPJF desecha queja por presuntas violaciones en campaña de Mario Delgado

La queja presentada por Jaime López Vera fue por presuntamente realizar promoción personalizada, uso indebido de recursos públicos y adquisición de tiempos en radio y televisión

Mario Delgado
Mario DelgadoFoto: especial
Por:
  • Jorge Chaparro

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) desechó la queja contra Mario Delgado por presuntamente realizar promoción personalizada, uso indebido de recursos públicos y adquisición de tiempos en radio y televisión, durante el proceso para la renovación de la dirigencia nacional del partido Morena.

Por unanimidad los magistrados de la Sala Superior confirmaron el acuerdo de la Unidad Técnica de lo Contencioso Electoral (UTCE) del Instituto Nacional Electoral (INE), que descartó la queja presentada por Jaime López Vera en contra del entonces aspirante a la dirigencia nacional del partido Morena.

López Vera denunció que Mario Delgado apareció en diversas notas informativas y entrevistas en radio, televisión y medios electrónicos, lo que constituía propaganda encubierta como información periodística, con miras a incidir en las preferencias partidistas.

El pasado 24 de noviembre, la UTCE desechó la demanda por considerar que las pruebas no eran suficientes para iniciar un Procedimiento Especial Sancionador (PES). El organismo del INE dijo que no se corroboró la contratación del espacio informativo por parte del denunciado.

La Unidad Técnica de lo Contencioso Electoral consideró que la cobertura que hacen los reporteros sobre las labores de un personaje público no representa una violación a las leyes electorales.

Inconforme, López Vera impugnó ante la Sala Superior para revocar el acuerdo de la UTCE y que se sancionara al candidato a la presidencia de Morena, pues consideró que las autoridades no tomaron en consideración las pruebas que presentó, como videos de entrevistas a Delgado Carrillo.

Los magistrados rechazaron su queja porque no buscó combatir “de manera frontal” las determinaciones de la UTCE., y sólo presentó afirmaciones genéricas.