Tres ex Tucones al CEN del PAN

Premio mayor del sorteo “Gordo de Navidad
Por:

Por Elena Michel y Carina García

Apenas rindió protesta como nuevo presidente nacional del PAN, César Nava inició la operación cicatriz: integró al Comité Ejecutivo Nacional a tres de los principales críticos de su candidatura única durante el proceso de sucesión en el blanquiazul.

Ricardo García y Humberto Aguilar fueron reinstalados como miembros del CEN al que habían renunciado en protesta por los términos de la convocatoria para relevar a Germán Martínez al frente del PAN.

En tanto, Héctor Larios ocupará la silla que dejó Eugenio Govea también inconforme por no obtener la candidatura a gobernador de San Luis Potosí.

Con esta determinación, Nava les dio voz y voto en algunas de las decisiones que se habrán de tomar de cara al 2010.

La operación política inició el mismo día de la elección en la oficina de Germán Martínez. La negociación fue encabezada por Luis Felipe Bravo Mena, secretario particular del presidente Felipe Calderón.

Bravo Mena logró reunir en ese despacho a Nava y a Martínez con Humberto Aguilar, Javier Corral, Fernando Canales y Héctor Larios. Manuel Espino, con quien Nava ya había intentado negociar el viernes sin éxito, fue excluido esta vez.

Larios confirmó el borrón y cuenta nueva: “Lo que haya ocurrido antes está en el pasado. Se inicia una nueva etapa y yo quiero voltear sólo para delante y voy a trabajar por el fortalecimiento del PAN”. Con el caso de Aguilar Coronado se cerraría el acuerdo, pues es prácticamente un hecho su candidatura al gobierno de Puebla.

Bastó ese encuentro para que Martínez Cázares propusiera modificar el orden del día de la sesión y se abriera el debate exigido, pero en medio de voces aisladas que pedían ir de inmediato a la votación.

El nuevo dirigente prometió un “equipo incluyente” y a propuesta suya se designó a Ernesto Ruffo Appel, quien había sido mencionado como posible candidato de unidad alterno a él mismo, como consejero nacional.

Sin embargo, se rehusó a reconocer que con los votos nulos se cuestionara su legitimidad. Y atajó: “lo reitero, una votación del 88 por ciento, que implica para mí, un enorme voto de confianza, implica la enorme responsabilidad de conducir al partido incorporando la visión de todos y por supuesto, en todos, se incluye a los conformes y a los inconformes”.

Javier Corral, otro férreo opositor, rechazó tajantemente el primer ofrecimiento de Nava. Declinó ser parte de la Comisión de Reflexión y Análisis de los Procesos Electorales de 2009, que presentará sus conclusiones durante el próximo Consejo Nacional el 12 de septiembre.

Proceso de relevo

A continuación, algunos aspectos del Consejo Nacional del blanquiazul del pasado sábado en el que se eligió a César Nava como nuevo dirigente de ese partido.

• Nava obtuvo 290 votos a favor

• Hubo 39 votos nulos

• 19 abstenciones

• 23 consejeros nacionales no asistieron a la cita

• Nava concluirá su periodo el 30 de diciembre de 2010

• Podrá reelegirse por tres años más

• El cónclave para designarlo dirigente duró más de 5 horas

• Asistió el presidente Felipe Calderón en su calidad de consejero nacional

• 2 horas se prolongó el debate en el que sus opositores criticaron el proceso

• Germán Martínez admitió: “les fallé... no estuve a la altura de lo que me confiaron”

asc