Miércoles 25.11.2020 - 13:33

“Me duele ver caer todo”: vecina de Narvarte cuando demuelen su hogar

“Me duele ver caer todo”: vecina de Narvarte cuando demuelen su hogar
Por:

Entre lágrimas y consternación, Laura Martínez vio caer el edificio en el que vivió 32 años. Ahí nació y creció, pero esta vez le decía adiós al quedar colapsado por el temblor de 7.1 grados Richter del martes pasado.

Con dos excavadoras, personal de protección civil de la Ciudad de México tiró el inmueble ubicado en la esquina de las calles Yacatas y Concepción Beistegui, en la Narvarte, en la Benito Juárez. Éste contaba con cuatro pisos y ocho departamentos, todos ellos habitados por personas de la tercera edad.

Mientras las máquinas hacían su trabajo, Laura, abrazada por su esposo, lloraba, pues no creía que estuviera pasando eso. Sin embargo, asegura que da gracias a Dios que sus papás no estaban en su departamento el martes pasado a las 13:14 horas, momento en el que comenzó el temblor. Ello porque el edificio cayó.

El Dato: Habitantes de las calles Medellín y Obrero Mundial durmieron y amanecieron en la vía pública, ayer, tras el sismo de 7.1 grados del martes pasado.

“Usualmente ellos están a esa hora, pero ese día mi papá fue al doctor. Ellos están vivos”, dice entre lágrimas y sonriendo.

Relata que el edificio “estaba sensible”, ya que cada vez que pasaban camiones pesados éste se tambaleaba.

Su padre, Jorge Martínez, propietario del departamento 302, pide al gobierno federal y al local que le ayuden a construir nuevamente su hogar, pues dice que el patrimonio de toda su vida se fue con el terremoto.

“Me siento mal de ver caer todo. ¿Se imagina vivir aquí tanto tiempo y verlo caer? Da tristeza verlo así”, señala al ver cómo dos excavadoras demuelen el edificio de la colonia Narvarte.

Éste no es el único inmueble destruido por el movimiento telúrico del martes pasado. Tan sólo en Benito Juárez hay 40 afectados, según información oficial de la demarcación.

Otros dañados por el temblor son los ubicados en las calles Escocia y Gabriel Mancera, donde dos inmuebles cayeron.

Hasta el momento han rescatado, aproximadamente, 15 personas, algunas muertas. Se estima que hay 31 más entre los escombros.

Personal de seguridad y de las fuerzas armadas acordonaron el área y no dejan pasar a civiles a estas calles.

Al ser una de las delegaciones más afectadas por el sismo, personas que buscan ayudar se mueven en bicis o motocicletas en la demarcación. Algunos van con comida y otros con material para retirar escombros. Saben que los edificios dañados están en una misma delegación.

Christian von Roehrich, jefe delegacional, informó que son más de 40 edificios colapsados, 35 semicolapsados y más de 20 con daños importantes en dicha demarcación.

Indicó que habilitaron un albergue en el deportivo que se encuentra al lado de la delegación ubicada en Municipio Libre esquina con Uxmal.