Alud sepulta a 600 en Taiwan

Analizan socialistas en España alianzas tras elecciones
Por:

AP TAIPEI

Un alud de lodo provocado por las lluvias torrenciales que trajo el potente tifón Morakot sepultó una aldea montañosa en el sur de Taiwán, cubriendo escuelas, viviendas y centenares de habitantes, informó un funcionario policiaco.

Durante el fin de semana, Morakot provocó acumulaciones de agua de dos metros de altura en algunas comunidades de Taiwán antes de desplazarse hacia China, donde obligó a casi un millón de personas a evacuación sus poblados a lo largo de la costa oriental. Previamente había causado 22 muertos en las Filipinas. Morakot ha perdido fuerza desde entonces y ayer perdió fuerza, convirtiéndose en tormenta tropical.

En declaraciones a la agencia AP, un funcionario policial de Taiwán quien sólo se identificó por su apellido Wang, dijo que unas 100 personas fueron rescatadas por un helicóptero militar y al parecer habían evitado ser sepultadas por el alud de lodo en la aldea Shiao Lin.

Uno de los pobladores rescatados, Lin Chien-chung, dijo a un noticiero vespertino que unas 600 personas habrían sido sepultadas por el derrumbe de lodo y piedras.

“El derrumbe cubrió gran parte de la aldea, inclusive la escuela primaria y varias viviendas”, afirmó. “Una parte de la montaña se desprendió y aplastó al pueblo”, agregó.

El tifón Morakot, que significa esmeralda en idioma tailandés, se abatió el domingo sobre la provincia china de Fujian, con intensas lluvias torrenciales y vientos de 119 kilómetros por hora, informó la agencia meteorológica de China. En un primer momento sólo se había reportado la muerte de una persona.

Para el domingo por la mañana, casi un millón de personas habían sido desalojadas en las provincias costeras del este de China, más de 490 mil en Zhejiang y 480 mil en Fujian, donde las autoridades pidieron que 48 mil embarcaciones volvieran a tierra.

Las personas atrapadas por la tormenta avanzaban torpemente con bengalas al tiempo que comenzaba a oscurecer en la población de Beibi en Fujian, el agua derrumbó árboles e inundó las tierras de cultivo, informó la agencia de noticias Xinhua.

Los agricultores intentaban atrapar los peces que fueron arrastrados fuera de las granjas piscícolas por la crecida de las aguas

asc