Arrestan a lider de mafia italiana implicado en legendario robo

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto: Especial

Nueva York.- La procuraduría del distrito este de Nueva York arrestó a Vincent Asaro, supuesto miembro de la mafia italiana de esta ciudad, por su presunta participación en el robo de 1978 a la aerolínea Lufthansa en el aeropuerto John F. Kennedy.

El robo de seis millones de dólares a las bodegas de Lufthansa en Nueva York, que sigue siendo uno de los más cuantiosos en la historia de la ciudad, generó libros y películas, de las que probablemente la más famosa es "Buenos Muchachos" (GoodFellas) del director Martin Scorsese.

La procuradora Loretta Lynch expresó que Asaro, de 78 años de edad y al que identifica como un alto miembro de "La Cosa Nostra" de mafiosos neoyorquinos de la familia Bonanno, fue acusado tanto por el robo a Lufthansa como por la muerte de un hombre en 1969.

"Presumiblemente, Vincent Asaro dedicó toda su vida adulta a la familia criminal Bonanno, con una carrera criminal que se extendió durante décadas. Lejos de tener un código de honor, el suyo era un código de violencia y fuerza bruta".

De acuerdo con la acusación, Asaro recibiría 750 mil dólares por su participación en el robo, que aparentemente fue planeado por James Burke, conocido como "Jimmy the Gent" (Jimmy el caballero) y quien formaba parte de la familia criminal Lucchese. Burke murió en 1996.

Asimismo, se acusa a Asaro de matar junto con Burke, a Paul Katz por considerar que éste colaboró con la policía. La muerte, por asfixia, fue supuestamente ejecutada con una cadena para pasear perros.

Hasta hace pocos meses, la policía pudo identificar los restos de Katz, enterrado en una casa propiedad de la familia Burke en el condado de Queens, en Nueva York.

De ser encontrado culpable, Asaro podría ser condenado de por vida en prisión, de acuerdo con la procuraduría.

Además del arresto y acusación contra Asaro, la procuraduría del distrito este de Nueva York, anunció que presentó cargos contra otros cuatro individuos que supuestamente pertenecen también a la familia criminal Bonanno.

Se les acusa de enriquecimiento ilícito, así como de conspiración para cometer asesinatos, robo y extorsión, entre otros crímenes. De ser encontrados culpables, estos individuos podrían pasar hasta 20 años en prisión.