Sábado 11.07.2020 - 22:25

Brasil se hunde en la recesion: Su PIB ahora cae 1.9 por ciento

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto AP

Brasil, la mayor economía de América Latina, entró en recesión al caer su Producto Interno Bruto en 1.9 por ciento en la actividad económica tras acumular dos trimestres seguidos de contracción.

El PIB brasileño del primer trimestre se redujo 0.7 por ciento.

Si se compara con el segundo trimestre del año pasado, el informe del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE) muestra que la economía se encogió un 2.6%, reflejando el cambio de perspectivas que trajo el segundo gobierno de la presidenta Dilma Rousseff, reelegida el año pasado.

El freno de la economía del país sudamericano se debe a una baja en el sector de la construcción, que se achicó 8.4 por ciento, el de las inversiones fue de 8.1 por ciento en relación al primer trimestre, además de un descenso de 2.1 por ciento del consumo, mientras que el gasto público creció 0.7 por ciento.

El gobierno brasileño ha tomado una serie de medidas para corregir el desequilibrio en las cuentas públicas con el que terminó en 2014, que han incluido un recorte de gastos, un aumento de impuestos y la restricción del acceso al crédito.

Estas medidas, unidas al crecimiento de la inflación, la subida de los tipos de interés y la pérdida de confianza ante el escenario económico, han afectado en los últimos meses a la inversión y al consumo.

Por sectores, la industria perdió 4.3 por ciento con respecto al primer trimestre del año, la agricultura 2.7 por ciento y los servicios se contrajeron 0.7 por ciento.

El PIB de Brasil avanzó el año pasado un tímido 0,1 por ciento, frente a la expansión del 2.7 por ciento de 2013 y al crecimiento del 1 por ciento de 2012.

La adminisstración de Rousseff calcula que la economía se recortará este año un 1,49 por ciento, aunque el mercado financiero es más pesimista y baraja que el PIB disminuirá cerca de 2.06 por ciento, según una reciente encuesta elaborada por el Banco Central.

Brasil es la primera economía de Latinoamérica y lugar de destino de importantes inversiones de grandes empresas españolas como Telefónica, Banco Santander, Mapfre, Abertis, Iberdrola, Dia y Repsol.

El país, que se enorgullecía de su pleno empleo, perdió 345 mil puestos de trabajo este año, y ya hay quien proyecta una pérdida de aproximadamente un millón de puestos de trabajo. Es la primera vez, en 10 años que el desempleo empaña un mandato del Gobierno del Partido de los Trabajadores, en el poder desde 2003.

En entrevista a diarios brasileños esta semana, Rousseff admitió por primera vez que se equivocó al no percibir que la crisis económica era mucho más severa de lo que le parecía hasta el final del año pasado, justo después de la elección. “Me equivoqué en haber tardado tanto en percibir que la situación podría ser más grave de lo que imaginábamos”, señaló.