Sábado 5.12.2020 - 11:02

Disparan y matan a una persona en Denver

Calientan protestas la elección de Estados Unidos

A unos días de que los estadounidenses vayan a las urnas, el próximo 3 de noviembre, crecen las manifestaciones en el país, con irrupciones de violencia

Wisconsin
En Wisconsin, las protestas antirraciales son constantes, pese al toque de queda.Foto: AP
Por:

Una persona muerta y 28 detenidos dejó una jornada de protestas el pasado fin de semana en Estados Unidos, país que irá a las urnas el próximo 3 de noviembre.

En Wisconsin, la policía lanzó gas lacrimógeno contra manifestantes y arrestó a 28 personas durante la tercera noche consecutiva de protestas, que estallaron tras la decisión de la fiscalía de no presentar cargos a un policía suburbano de Milwaukee que mató a tiros a un adolescente de raza negra.

Los hechos fueron descritos por las autoridades como “una escalada activa de los manifestantes”.

Unas 100 personas se reunieron afuera del ayuntamiento después del inicio del toque de queda en Wauwatosa y desobedecieron múltiples órdenes para dispersarse, según las autoridades.

La policía dijo haber lanzado gas lacrimógeno a la multitud después que arrojaron botellas hacia los agentes.

El sábado, el Departamento de Policía de Wauwatosa tuiteó que varias personas han estado haciendo cuestionamientos válidos sobre la respuesta policial a lo largo de las tres noches de protestas.

La policía publicó una imagen de botellas que, afirmó, fueron encontradas en una mochila, incluido un envase con fluido para encendedor, destacando que esos materiales podrían ser utilizados para comenzar incendios.

“En las últimas tres noches hemos viso una escalada activa de los manifestantes. Nuestra respuesta policial es en reacción a esta escalada”, tuiteó la policía.

Gráfico

Añadió que el viernes por la noche los manifestantes tenían bombas molotov y otros materiales para causar incendios y se detectaron armas entre la multitud.

Los manifestantes se reúnen a diario desde que los fiscales anunciaron el miércoles que no presentarían cargos contra el agente Joseph Mensah por la muerte de Alvin Cole, de 17 años.

Mensah, que es afroestadounidense, disparó en febrero contra Cole tras una persecución a pie afuera de un centro comercial en Wauwatosa.

Por otra parte, en el centro de Denver, un guardia de seguridad privado que trabajaba para una televisora fue detenido el sábado después de que una persona muriera en un tiroteo durante protestas rivales, según publicó el Denver Post.

El tiroteo ocurrió poco antes de las 15:50 en el Civic Center Park, después de que un participante de una Marcha Patriota rociara gas pimienta sobre otro hombre, según el Post. Entonces, ese hombre disparó al manifestante con una pistola, cerca del jardín del Museo de Arte de Denver.

El hombre baleado fue trasladado a un hospital cercano, donde murió una hora más tarde, según la televisora KUSA TV.

La televisora indicó en su sitio web que había contratado al guardia de seguridad privada detenido en la balacera.

“Hace varios meses que 9NEWS contrata seguridad privada para acompañar al personal en las protestas”, indicó la compañía.

La policía no pudo confirmar las afiliaciones del tirador o la víctima, según indicó el jefe de división de la policía de Denver, Joe Montoya, señalando que el incidente comenzó como un altercado.

En el lugar se encontraron dos armas, dijo Montoya, así como una lata de gas pimienta.

En el parque se estaban celebrando dos manifestaciones, la Marcha Patriota y una contraprotesta llamada Black Lives Matter-Antifa Soup Drive.

Los asistentes a la Marcha Patriota, un evento de derechas, se reunieron en el anfiteatro del parque y en ocasiones entonaron canciones patrióticas y alzaron banderas, según el Post.

Los manifestantes de la contraprotesta de izquierdas portaban banderas y carteles contra nazis y supremacistas blancos, congregados en el centro del parque a más de cien de metros del protegido anfiteatro, añadió el diario.

Jueza nominada por Trump busca autonomía para la Corte

Durante su audiencia de hoy ante el Senado, la jueza conservadora Amy Coney Barrett, nominada por el presidente Donald Trump para la Suprema Corte de Justicia, abogará por un tribunal independiente.

Ayer circuló una copia del discurso de Barrett para la apertura de sesiones.

“Creo que los estadounidenses de todos los orígenes merecen un Tribunal Supremo independiente que interprete nuestra Constitución y leyes tal como están escritas”.

Para Barrett, “las decisiones políticas y juicios de valor deben ser hechos por los poderes que eligió el pueblo”.

“El público no debe esperar que los tribunales lo hagan y los tribunales no deben intentarlo”.

También sostendrá que cree en el poder de la oración y prometerá cumplir “fiel e imparcialmente” sus deberes.

La postulación de la jueza ha causado polémica.

Ayer, un grupo de activistas que se oponen a la confirmación de Barrett protestó afuera del Tribunal Supremo.

Los manifestantes aludieron a El cuento de la criada, novela de Margaret Atwood en la que satiriza el papel conservador de la mujer.