Acusan ilegalidad en aduanas

Chocan GB y Bruselas por cambios en el Brexit

Negociador de la UE no descarta aplicar aranceles si ese gobierno incumple normas; gestión británica pugna por diálogo

Funcionarios de la Unión Europea firmaron formalmente el acuerdo comercial postBrexit con Reino Unido.
Funcionarios de la Unión Europea firmaron formalmente el acuerdo comercial postBrexit con Reino Unido.Foto de archivo.
Por:
  • La Razón Online

La Unión Europea (UE) emprendió acciones legales contra el gobierno de Gran Bretaña al señalar que modificó unilateralmente el Brexit, ante lo que el gobierno cuestionó que antes de tratar de dialogar se llevara la disputa a un escenario judicial.

Líderes de Bruselas señalaron que la gestión de Boris Johnson busca reducir control aduanero a mercancías a su beneficio, violando acuerdos, pues no se aplicó el protocolo de Irlanda del Norte, en medio de un divorcio prolongado.

Por ello, denunció a éste y amagó con apretar acciones si en dos meses no ajusta los parámetros cuestionados

No respetar los fallos del Tribunal de Justicia de la Unión Europea sería una violación del derecho internacional sobre otra...

Maros Sefcovic, Vicepresidente de la Comisión Europea

Al respecto, el vicepresidente de la Comisión Europea, Maros Sefcovic, recriminó dicha ilegalidad y sostuvo que sólo se vulnera la confianza. Incluso, adelantó que si no llegan a un acuerdo podrían imponer aranceles a productos británicos si insisten en incumplir.

Ante esta situación, Londres llamó a tratar de mediar la situación para buscar un panorama común; incluso, se dijeron contrariados por la situación, al referir que hay vías antes de llegar a temas legales, que ponen en peligro la estabilidad de la región.

Decisiones irresponsables del gobierno británico esta semana han forzado a la UE a responder a la amenaza de romper la legislación

Simon Coveney, Ministro de Exteriores de Irlanda del Norte

Sin adelantar fechas, se dijeron listos para retomar las negociaciones, de acuerdo con un vocero de Downing Street; mientras que el ministro irlandés de Exteriores, Simon Coveney, atribuyó la responsabilidad a la gestión de Johnson al calificar de “irresponsable” esa medida.

Dichas diferencias ahondan la crisis del gobierno británico mientras éste busca recuperarse de los intentos de destitución de Johnson por incumplimiento de normas locales y el revés a su plan migratorio, mismo que el primer ministro dijo que seguirán empujando para limitar la presión económica en la materia.