Confirman 251 muertos en Kirguistán

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • larazon

Notimex

Moscú. - Los enfrentamientos étnicos de hace casi dos semanas entre kirguisos y la minoría uzbeka en el sur de Kirguistán dejaron 251 muertos y dos mil 192 heridos, según el balance difundido hoy por el Ministerio de Salud de esa república ex soviética.

La mayoría de las víctimas mortales ocurrieron en la provincia de Osh, en el sur de país, donde autoridades médicas contabilizaron 169, seguida de la ciudad de Jalalabad, donde se registraron 48 decesos, precisó el ministerio, citado por la agencia kirguisa de noticias 24.kg.

La presidenta interina de Kirguistán, Roza Otunbayeva, quien asumió el poder tras una revuelta que derrocó al presidente Kurmanbek Bakiev, admitió que la cifra real de víctimas mortales es más elevada, incluso podría ser 10 veces más de lo reportado hasta ahora.

Según organismos humanitarios de Naciones Unidas, los enfrentamientos étnicos también causaron al menos 300 mil desplazados dentro del país y más de 100 mil refugiados en Uzbekistán.

Fuentes militares en Uzbekistán informaron este martes que cerca de cinco mil refugiados en territorio uzbeko han regresado a sus casas en Kirguistán, en su mayoría destruidas o quemadas.

El Ministerio del Interior de Kirguistán anunció que la duración del toque de queda en la región de Osh, que vencerá el próximo viernes, se ha reducido en tres horas por orden del Ejército gracias a la “estabilización de la situación sociopolítica”.

En la ciudad de Jalalabad, las autoridades aseguraron que la situación es estable y que la pasada noche fue tranquila.

Sin embargo, la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas (OCHA) teme que el referendo constitucional del próximo domingo provoque un nuevo brote de violencia entre kirguisos y uzbekos.

El Departamento de Asuntos Internos de Jalalabad indicó que se establecerán medidas de seguridad, de forma que los votantes cuenten con la protección de las fuerzas especiales mientras en las calles patrullarán vehículos blindados.

La Comisión Electoral Central (CEC) de Kirguistán informó este martes que la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) ha retirado a 300 observadores que supervisarían el desarrollo de la consulta popular, por motivos de seguridad.

Kirguistán, con una población de 5.3 millones de habitantes, de los cuales cerca del 14 por ciento son uzbekos, vive en un clima inestable desde el pasado 7 de abril, cuando el entonces presidente Bakiev fue obligado a renunciar y a huir en medio de una sangrienta rebelión.

La presidenta interina del país acusó a Bakiev de fomentar la tensión entre las comunidades para impedir que se realice el referendo constitucional el próximo 27 de junio.

agp