Ven quiebres democráticos en Nicaragua y Venezuela

Crece con pandemia hasta tres veces la amenaza autoritaria

La organización IDEA advierte que 35% de naciones a nivel mundial avanzan por la ruta incorrecta; señala que gobiernos usan restricciones Covid para acotar a la oposición; ven a Cuba como la única nación de América que no ha logrado la transición 

protesta contra elecciones de nicaragua
Crece con pandemia hasta tres veces la amenaza autoritariaTwitter: @nicaclic
Por:
  • La Razón Online

Con la pandemia de Covid-19 el mundo se encarriló de manera más descarada hacia la senda del autoritarismo, pues regímenes represivos aprovecharon las restricciones para acotar libertades de disidentes, advirtió el Instituto para la Democracia y la Asistencia Internacional (IDEA, por siglas en inglés).

En su informe “El estado mundial de la democracia 2021”, la organización que hace unas semanas denunció el plan de Daniel Ortega para acabar con la democracia en Nicaragua, sostuvo que, aunque se ha demostrado gran “resiliencia” en medio de los confinamientos a causa de un virus mortal, hay tres veces más gobiernos dictatoriales que aquellos que siguen la ruta democrática. Pues, pese a llegar de manera legal al poder, cada vez adoptan más tácticas tiránicas.

Según la actualización del índice global, 35 por ciento de naciones se cataloga como autoritaria, 57 por ciento sigue por la senda correcta y ocho por ciento se ubica como gobierno híbrido; y la amenaza crece con hasta 64 por ciento de gestiones que impusieron medidas “desproporcionadas e innecesarias”.

Gráfico

Tan sólo entre 2020 y lo que va de 2021 se “prolongó esta tendencia negativa” a causa de un efecto dañino de la pandemia que derivó en regiones críticas como Brasil, India, Estados Unidos, Hungría, Polonia y Eslovenia; mientras que Cuba, Bielorrusia, Hong Kong, Afganistán y Myanmar —que vive un golpe de Estado desde hace 10 meses— resaltan por el alza represiva, lo que lleva a considerar que el año pasado fue “el peor en la profundización de la autocratización”.

A sólo unas semanas de la tercera reelección consecutiva de Ortega en un proceso que no reconocen decenas de gobiernos a nivel internacional, refiere que América Latina enfrenta una grave erosión en al menos la mitad de la región, pues el confinamiento generó un revés en torno a la libertad de expresión y facilitó la corrupción.

En esta zona, Brasil se alza como el país con el mayor declive al sumar “el mayor número de atributos antidemocráticos”, situación que persiste desde 2016, unos años antes de la llegada de Bolsonaro al poder.

Gráfico

Mientras que Nicaragua y Venezuela son señalados como dos de los cuatro quiebres democráticos, tras detectar un elevado autoritarismo, con amenazas a la libertad de expresión y debilitación del Estado de derecho, mediante una manipulación institucional, lo que se avista como la “nueva normalidad Covid”. Los otros dos son Honduras y Haití, catalogados como regímenes híbridos, con un nivel medio, pero alarmante, de los que uno lucha por salir de una severa crisis tras el asesinato del presidente Jovenel Moïse. También ubica como otra alerta a Cuba, “único país que nunca ha hecho la transición a la democracia” en la región.

Pero no son los únicos casos con regresión en la materia, pues considera que otra alerta se ubica en El Salvador, golpeado por ataques del propio Ejecutivo contra el Poder Judicial y la Asamblea Legislativa.

Asimismo, destapó un estancamiento en al menos 13 naciones, entre ellas Chile, México, Ecuador y Perú, de las que tres disputaron este año elecciones presidenciales, demostrando más allá de las complicaciones que, aún en una emergencia sanitaria, se puede garantizar la integridad de unos comicios con procesos fiables bajo presión.

Gráfico

En torno a la situación mundial, dijo que incluso naciones que son bastiones democráticas han enfrentado graves retrocesos como Estados Unidos que fue “víctima de tendencias autoritarias”, en relación a la insurrección provocada por el expresidente Donald Trump al no reconocer su derrota electoral.

Para revertir esta situación, considera urgente la reconstrucción, la reformulación y el freno a signos represivos, proceso en el que considera imprescindible acabar con la desinformación para evitar mayores estragos.

  • El dato: Chile, una de las naciones señaladas como ejemplo de elecciones en pandemia, tendrá una nueva cita en las urnas el próximo 19 de diciembre para la segunda vuelta.

Ortega ordena arresto de un exaliado ante la OEA

El exembajador de Nicaragua ante la Organización de los Estados Americanos (OEA) Edgard Parrales fue detenido por la Policía de Daniel Ortega en las inmediaciones de su vivienda, denunciaron su esposa Carmen Dolores Córdova, su hija Carmen Parrales y opositores.

La aprehensión en el patio de su domicilio ocurrió a sólo unos días de que el exaliado sandinista rompiera el silencio y cuestionara públicamente la legitimidad del nuevo mandato consecutivo y los amagos del régimen de abandonar el organismo que desconoció su reelección.

De acuerdo con la familia, el político de 79 años, se disponía a salir de casa cuando fue “secuestrado” por varios hombres vestidos de civil. Éstos se lo llevaron en un vehículo particular sin mostrar una orden por presunta aprehensión, por lo que se desconoce su paradero; mientras que otros tres vigilan el domicilio.

Esta nueva acción represiva, a sólo dos semanas de las fraudulentas elecciones avivó el reclamo de la oposición. A través de redes sociales exigieron liberar a decenas de críticos que llevan en prisión más de cinco meses. Mientras que partidos de oposición demandaron nuevamente detener los abusos, en especial, contra personas en estado critico, al recordar que el exdiplomático fue operado recientemente a causa de un cáncer que padece.