La CiA, pasado y presente

Amanecen con “mala” calidad del aire Tultitlán y Coacalco
Por:

Fernando Dávila Moreno/3.80.3.65

Entre la verdad y la leyenda se han tramado historias alrededor de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de Estados Unidos, la más común es sobre el uso de tortura para interrogar a personas detenidas presuntamente vinculadas con actos terroristas.

Algunas de esas historias han sido comprobadas y se han escrito en las páginas de los diarios y se han dicho en los noticieros de todo el mundo. La CIA tortura.

Ante esto, el actual presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, creó una unidad supervisora para investigar las prácticas y las denuncias hechas en contra de este servicio secreto que fuera creado el 17 de diciembre de 1947 por mandato del entonces presidente Harry S. Truman.

La CIA sustituyó en aquel entonces a la Oficina de Servicios Estratégicos (OSS) de la Segunda Guerra Mundial, la cual tenía como misión el espionaje y apoyo a la resistencia estadounidense tras las líneas alemanas, en 1949 se le otorgan poderes para investigar sin necesidad de autorización judicial, expedientes administrativos y fiscales.

Durante la mayor parte de su existencia, la agencia estuvo abocada a la Guerra Fría, lo que significó pugnas de investigación con otras agencias secretas como la KGB soviética y la Stasi de Alemania Oriental.

Sin embargo, no todas sus acciones fueron de espionaje. La agencia estuvo detrás de múltiples tareas de entrenamiento de insurgentes y desestabilización de gobiernos contrarios a las políticas de la Casa Blanca.

Misiones y objetivos históricos:

 Evitar la expansión del enemigo comunista durante la época de la Guerra Fría

 Tras la caída del muro de Berlín su objetivo era la guerra contra el narcotráfico y el crimen organizado en el exterior

 Desde el 11 de Septiembre, 2001 hasta la actualidad es la guerra contra el terrorismo.

La polémica:

En el 2006 organizaciones pro derechos humanos como Amnistía Internacional acusaron a la CIA de utilizar aeropuertos europeos para transportar presos a sus presidios y de tener múltiples cárceles ilegales secretas por toda Europa, donde habría personas detenidas quienes serían víctimas de la tortura.

En ese mismo año, un informe del Parlamento Europeo confirmó la responsabilidad directa de que dicha agencia del rapto, traslado, secuestro y detención de sospechosos de terrorismo en Europa.

Antes esto, eurodiputados solicitaron que se aclarase la posible implicación de gobiernos de la Unión Europea con el entonces gobierno de George Bush.

Finalmente, en 2007, Dick Marty, el senador suizo que investigaba desde el Consejo de Europa las actividades ilegales de la CIA tras los atentados del 11 de septiembre, emitió su segundo informe sobre el tema, en el que se daba por probado que Polonia y Rumania habían albergado centros ilegales de detención de la agencia norteamericana de inteligencia entre 2003 y 2005, donde presuntos terroristas islámicos fueron sometidos a técnicas de interrogatorio equivalentes a torturas.

Tras esto, y después de dos años de aquellas declaraciones, Barack Obama optó por crear una unidad especial de nombre “Grupo de Interrogación de Detenidos de Especial Interés”, formada por agentes de diversas agencias de seguridad y cuerpos policiales, que dependerá directamente de la presidencia estadounidense a través del Consejo de Seguridad Nacional y cuyas funciones básicas serán: solicitar e interrogar a los sospechosos más peligrosos de haber participado en actos de terrorismo, sin que la CIA intervenga en dichas actividades.

fdm