Talibán

Sin liderazgo único crece incertidumbre, advierten

Para el internacionalista Eduardo Rosales las afganas enfrentan un futuro ampliamente pesimista ante una suerte de “reislamación”, ya que sólo tienen dos opciones “o resisto o me escapo”

El portavoz de los talibanes también dijo que no sabe porqué la gente está tratando de huir
El portavoz de los talibanes también dijo que no sabe porqué la gente está tratando de huir de AfganistánFoto: Especial
Por:
  • La Razón Online

Mientras no exista una autoridad absoluta o estructura generalizada, las mujeres no tendrán libertades reales, pues no hay seguridad de que el Talibán, pues hay muchos grupos y milicias, respeten las garantías que este sector ganó en los últimos años.

Para el internacionalista Eduardo Rosales las afganas enfrentan un futuro ampliamente pesimista ante una suerte de “reislamación”, ya que sólo tienen dos opciones “o resisto o me escapo”, mientras que organizaciones reportan que las mujeres y niñas siguen escondidas a espera de mayor certeza del cambio.

Sin embargo, en entrevista con La Razón comentó que la actualidad evidencia que hay pocas alternativas para conseguir protección en el exterior, por la cantidad de personas que desean salir, lo que agravará el éxodo histórico por el regreso de una visión ultraconservadora, ortodoxa y machista del Islam.

Asimismo, Rosales dijo que hay dos perspectivas, las mujeres que no conocen otra realidad y están supeditadas a un hombre como mandato de la interpretación de la religión, sector en el que dijo es comprensible el temor, pues es como volver al oscurantismo de la década de los 90.

El otro grupo es el de quienes tomaron conciencia de que hay otro panorama en el que es posible luchar por sus derechos, como trabajar y estudiar, ejemplo de ello son quienes llegaron a la universidad. Sobre estas jóvenes dijo que viven un cambio impresionante, pues en este tiempo se quitaron las trabas y asimilaron nuevos aspecto para la mujer.

Por ello, el experto de la UNAM sostuvo que es posible que haya cierta resistencia, en menor intensidad que en Occidente, en defensa de lo alcanzado.

Rosales refirió que todo dependerá de qué hagan valer los talibanes, pues “sin una estructura generalizada” no hay garantías para nadie, porque aunque predominen unos grupos, habrá zonas dominadas o que podrían radicalizar su postura al sentir que se ablandaron.

Y no sólo las afganas corren peligro, sino las mujeres extranjeras que son consideradas como “elementos contaminantes”, por la occidentalización que quieren eliminar.

En tanto, EU dijo que monitoreará el respeto a los derechos humanos que en las últimas dos décadas se volvieron parte integral de niñas y mujeres.