Lula da Silva, como Maduro, culpa a EU de crisis en su pais

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto AP

En 2013, el presidente de Venezuela Nicolás Maduro declaró por primera vez que la oposición de su país orquestaba un plan “para desestabilizar el país”.

El mismo discurso que presentó en febrero pasado, cuando demandó apoyo de la Unasur contra un complot de Estados Unidos para atentar contra su gestión.

Ayer, el expresidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva aseguró que las dificultades financieras que actualmente golpean a su país comenzaron en Estados Unidos.

“La crisis nació en el corazón de Estados Unidos y hoy mucha gente está pagando por eso”, aseguró el ex jefe de Estado anoche durante un acto público celebrado en Brasilia.

Además, defendió a la actual mandataria, Dilma Rousseff, cuyo país vive en una crisis económica y de confianza, provocada por el escándalo de corrupción en la paraestatal Petrobras.

“Hay quien culpa a Dilma, diciendo que ella tiene la culpa, pero esas personas que se presentan como si tuvieran la solución para los problemas del mundo olvidan que, cuando llegué a la presidencia, este país estaba destruido, dependía del Fondo Monetario Internacional”, dijo el ex mandatario, cuyo nombre fue coreado por cientos de seguidores.

Con esto se sumó al discurso del bloque de izquierda de América Latina, que atribuye a agentes externos, como “la oposición” y a “Washington”, la crisis en sus países.

En junio pasado, el Ejecutivo ecuatoriano, Rafael Correa, desafió a la oposición.

“La movilización permanente, para ver si desestabilizan al gobierno y llevarnos lo más desgastados posible al 2017. Pero aquí nadie se me cansa, compañeros: más firmes que nunca para defender y respaldar a nuestra Revolución”, dijo.

El próximo domingo 16 de agosto Brasil celebrará su tercera manifestación nacional desde que Rousseff fue reelegida para pedir su renuncia o su ‘impeachment’ por medio del poder legislativo, un acto que por primera vez contará con el apoyo de la oposición política, que hasta la fecha se había mantenido al margen.

Al respecto, Lula dijo: “no hay nadie que pueda amenazar el proceso de formación democrática”, en referencia a la victoria de Rousseff en los comicios presidenciales de octubre pasado.

El ex presidente ya fue citado en varias ocasiones por sus compañeros como el candidato del Partido de los Trabajadores a la elección presidencial de 2018.

Ahora se especula con su vuelta al gobierno por medio de un ministerio, pero la apertura de una reciente investigación judicial de Lula por eventual tráfico de influencias podría hacer peligrar esa posibilidad.

De acuerdo con reportes de la prensa brasileña, Rousseff propuso un cargo a Lula con el objeto de tejer nuevas alianzas políticas y revertir la caída de su popularidad, en momentos en que el rechazo a la gestión de la presidenta alcanzó el 71 por ciento, la cifra más baja en la década.

Celebran primer día de Ceballos en casa

Ayer el líder opositor venezolano Daniel Ceballos pasó su primer día fuera de prisión, luego de que un juez de Caracas ordenó arresto domiciliario, lo cual fue celebrado por sus compañeros políticos.

“Ahora por la libertad plena, Daniel Ceballos. Hombres soñadores y luchadores como tú son los que construyen a Venezuela”, publicó en Twitter Lilian Tintori, la esposa de Leopoldo López, preso político número uno del gobierno de Nicolás Maduro.

El opositor fue escoltado por los cuerpos de seguridad desde una de las sedes de la policía política en Caracas hasta un edificio de la exclusiva urbanización de Sebucán, donde cumplirá el arresto domiciliario, señaló Gutiérrez. Ceballos se reunió con su esposa, la alcaldesa de San Cristóbal Patricia Gutiérrez, y sus tres hijos pequeños.