Jueves 24.09.2020 - 03:16

Para retener último bastión en M. Oriente, Rusia protege Siria

Para retener último bastión en M. Oriente, Rusia protege Siria
Por:

Con la desintegración de la Unión Soviética, así como por la intervención de Estados Unidos (EU) en Medio Oriente, Rusia dejó de tener aliados y presencia en esa región; no obstante, ahora busca recuperar ésta

con el respaldo al gobierno sirio de Bashar Al Assad.

Algunos de los intereses geopolíticos que tiene el Kremlin en Siria son sus dos bases militares: una naval en Tartur y una aérea en Hmeimim, por lo que su afianzamiento en este país es la única presencia que tiene en Medio Oriente, cuando antes tenía a Irak, Irán y Libia.

El impulso militar en Siria es clave para Moscú para conservar a través del Mar Mediterráneo su acceso por mar, a través de los estrechos que hay en Turquía, esto, con la finalidad de que sus navíos militares y comerciales transiten fácilmente por él y el Mar Muerto.

Sobre esto, la doctora en ciencias sociales y maestra en el Tecnológico de Monterrey, Marta Ochman, dijo a La Razón que el Kremlim tiene un interés económico para estar en Siria. La venta de armamento, el tener aliados en Medio Oriente y restar la intervención de EU son los

principales objetivos.

“Indudablemente hay intereses económicos, pero los principales son tener aliados en Medios Oriente, contrarrestar la influencia de EU y seguir siendo un actor global, pues desde hace un año, en el caso sirio, no se habla de actores europeos, sólo de pactos entre EU y Rusia, las

principales potencias que determinan las decisiones”, explicó.

Agregó que por su ubicación geopolítica Rusia es un país importante como vía de acceso para el transporte y venta de recursos energéticos hacia Europa por parte de Siria y sus dos aliados: Irak e Irán.

Otro de los principales objetivos de Rusia es el mercado del petróleo, el cual es de suma importancia para la economía rusa.

Esto, además de la intención por frenar la intervención occidental en Medio Oriente conlleva la reducción de la radicalización y desestabilización en esa región por grupos yihadistas.

Asimismo, Moscú apoya a las fuerzas gubernamentales sirias e iraníes con la finalidad de que éstas recuperen su terreno perdido, principalmente en Occidente, donde el país europeo tiene

bases militares.

El objetivo: la preservación del régimen de Damasco que tenga afinidad con el Kremlin, por lo que, de esta manera, asegura su presencia en Medio Oriente, donde actualmente sólo tiene sus bases militares en Siria.

RESPALDO AL MAGNATE. Con la cancelación del cese el fuego en Siria y la investigación en conjunto con Estados Unidos (EU) en materia nuclear, Rusia busca debilitar el gobierno de Barack Obama, con miras a las elecciones en Washington, para apoyar a Donald Trump.

Marta Ochman detalló que las suspensiones de estos dos pactos son resultado del interés de Moscú para posicionar a Trump y tener un aliado más en su intento de reconstruir su potencia en Ucrania y Medio Oriente.

“La intención de Rusia es debilitar a Hillary Clinton jugando para los intereses de Trump, ya que la victoria electoral de éste sería el escenario deseable. Además ve en la demócrata una oposición a sus

planes”, aseguró.

A pesar de que ayer Trump arremetió contra Moscú por cancelar los acuerdos, ha mostrado tener buena relación con ese país y su líder, Vladimir Putin, ya que desde diciembre de 2015 el ruso lo calificó como un “hombre brillante y talentoso; el

favorito indiscutible de la carrera presidencial (en EU)”.

El magnate respondió que Putin “es un dirigente fuerte y respetado por sus ciudadanos. Tiene el apoyo de cerca de 80 por ciento (de la población), mientras que uno ve que (Barack) Obama está entre 30 y 40 por ciento”.

Para la autora de El Occidente dividido: relaciones bilaterales entre Estados Unidos y Europa la ruptura de los acuerdos bilaterales, a pesar de regresar la guerra, beneficia a Rusia porque lo posiciona como una nación sin la cual los pactos no se pueden llevar a cabo.

Sobre lo que significan este hecho y sus consecuencias, Marta Ochman consideró que la violencia que existe ya no tiene relación con una crisis humanitaria, sino con crímenes de guerra.

“El problema es que por la cercanía de las posiciones entre la oposición, el Estado Islámico (EI), otros grupos y las fuerzas del gobierno sirio cualquier bombardeo siempre se puede negar o decir que fue un error, como ocurrió en Aleppo con el bombardeo de hospitales”, comentó.

[click para ver gráfico

->http://www.3.80.3.65/IMG/mk/infoLR/mun16071016A.jpg]

Cuelgan bandera de Putin en puente de Nueva York

Redacción La Razón

Una imagen del presidente ruso, Vladimir Putin, acompañado por la leyenda “pacificador” y un fondo con la bandera de Rusia y la de Siria, mostró una gigantesca bandera que fue desplegada en el puente de Manhattan, en Estados Unidos

(EU), ayer.

Testigos declararon al diario New York Post que dos individuos se encargaron de colocar la bandera elogiando al líder del Kremlim, misma que una hora después fue retirada por las autoridades.

“Estábamos en la oficina, con grandes ventanales, sentados en nuestros escritorios cuando de pronto vimos que caía el cartel con la imagen”, declaró Quinn Formel al diario neoyorquiino.

De acuerdo con la policía de Nueva York no hubo detenidos por esta acción; no obstante, la investigación continúa.

Este hecho se da tras la cancelación de acuerdos entre Washington y Moscú sobre un cese el fuego en Siria, el reciclaje de 34 toneladas de plutonio y las investigaciones en materia nuclear, todo relacionado con el conflicto en el país de Medio Oriente, en donde Putin respalda el régimen de Bashar al Assad.

El apoyo además lo refuerza el Kremlim con la venta de armas a las fuerzas armadas de Al Assad, entre ellas aviones tipo caza.

Un caso similar ocurrió en 2014 cuando activistas desplegaron en el mismo puente una bandera palestina en la que se leían los mensajes, “boicot”, “sanción” y “ceder”, mientras que en la franja roja del símbolo estaba escrito en inglés: “Gaza en

nuestros corazones”.

Ese hecho sucedió después de una manifestación a favor de Palestina, la cual pasó por el puente de Manhattan.