Jueves 13.08.2020 - 20:51

Secuestro 18 anos a una nina y tuvo hijos

Bruselas cancela fiesta de  Año Nuevo por posible atentado
Por:

Un hombre acusado de secuestrar a una niña de 11 años y de mantenerla oculta durante casi dos décadas en el jardín de su casa en Contra Costa, California compareció el viernes ante la justicia. Simultáneamente la familia de la víctima se reunía con su hija y los dos niños que ésta tuvo con su supuesto secuestrador, Phillip Garrido.

Jaycee Lee Dugard, que tenía 11 años cuando fue raptada en una calle de South Lake Tahoe en 1991, fue mantenida oculta tras una serie de cercos y carpas, e incluso dio a luz a los hijos de su supuesto secuestrador en el jardín suburbano a unos 320 kilómetros de su hogar.

La niña fue llevada a la casa y recluida del mundo en ese jardín secreto, dijeron los investigadores. Su secuestrador, agregaron, la violó y tuvo dos hijos con ella, el primero cuando Jaycee tenía unos 14 años. Esas niñas, que ahora tienen 11 y 15 años, también fueron mantenidas ocultas en el compuesto detrás del hogar en Antioch.

“Ninguna de las niñas ha ido jamás a la escuela, nunca han visto a un médico”, dijo el vicealguacil de El Dorado, Fred Kollar. “Fueron mantenidas en completo aislamiento en este complejo”.

Caso agrabado. Las autoridades también registraron la casa de Garrido buscando evidencia relacionada a unos asesinatos de prostitutas en la década de 1990. Garrido, que cumplió un tiempo en prisión por violación y secuestro a inicios de 1970, hizo su primera aparición en la corte ayer. Se sentó junto a una abogada.

Su esposa, Nancy Garrido, de 54 años, también está en custodia. La policía asegura que ella encaja con la descripción de la mujer que conducía el auto en el que Dugard fue secuestrada.

Las autoridades señalaron que Garrido mantuvo a Dugard y las dos hijas que tuvo con ella en el patio de la casa que compartía con su esposa. El jardín estaba cubierto por lonas y árboles altos, dificultando ver su interior desde afuera, agregaron.

Mala decisión en 2006

La policía se disculpó por no haber seguido una pista anónima del 2006 que pudo haberlos llevado a Jaycee Lee Dugard, quien fue secuestrada cuando se dirigía a una parada de autobús cerca de su casa en South Lake Tahoe en 1991.

El sheriff de Contra Costa, Warren Rupf, reconoció que un vecino de Garrido llamó a la policía en 2006 y aseveró que el raptor de Dugard era un “sicótico” con adicciones sexuales y que tenía niños viviendo en tiendas de campaña en su patio.

“El oficial que fue a la casa no entró, ni pidió entrar al patio”, declaró Rupf a la prensa, añadiendo que el oficial no sabía que Garrido era un ofensor sexual registrado, aunque está calificado así en una base de datos pública.

“Éste no es un resultado aceptable. Organizacionalmente debimos ser más inquisitivos o curiosos y regresar una o dos veces”, reconoció.

fdm