Trump avergüenza a casi 60% de los suyos, pero aún lo apoyan

Trump avergüenza a casi 60% de los suyos, pero aún lo apoyan
Por:

La mayoría de los estadounidenses que apoya al presidente Donald Trump o que votó por él en 2016 confiesa que siente vergüenza y algo de preocupación por algunas de las declaraciones que hace en temas como la inmigración, el libre comercio, la seguridad nacional o el cambio climático; sin embargo, éste no es factor para retirarle el aval para que repita mandato a partir de 2021.

De acuerdo con una encuesta del Pew Research Center, publicada ayer, 59 por ciento de afiliados y afines al Partido Republicano, la fuerza política del magnate, se siente intranquilo con el discurso proteccionista del presidente, 53 por ciento, expresó pena y 41 por ciento aseguró que está cansado de sus comentarios.

Además, casi la mitad de quienes se inclinan por el partido conservador, 47 por ciento, dijo que las declaraciones polémicas les hacen sentir confundidos o enojados.

Las opiniones negativas recabadas por el Pew Resarch, uno de los centros de investigación social más importantes de EU, tendrían relación con los resultados de encuestas internas recientemente filtradas del equipo de campaña del mandatario que, según varios medios, ya reflejan un deterioro en su base electoral.

Sin embargo, estos indicadores no constituyen un movimiento significativo en detrimento de Trump, pues la encuesta concluye que el voto duro del republicano está dispuesto a pasar por alto lo que podrían considerarse atributos negativos.

Una mayoría considerable de republicanos, el 79 por ciento, afirma que a menudo o a veces la retórica de Trump provoca esperanza, 78 por ciento asegura que se entretiene, 76 dice se informa cuyando el presidente habla y que hasta se siente feliz, según el análisis.

Tres cuartas partes de encuestados que se identifican con el Partido Republicano sostienen que las declaraciones de Trump los enorgullecen.

Donald Trump es un factor importante en las opiniones de cómo se desarrolla el debate político en el país: 55 por ciento opina que el mandatario ha cambiado el tono y la naturaleza de las discusiones para mal; menos de la mitad (24 por ciento) dice que lo ha cambiado para bien, y 20 por ciento dice que no ha influido.

ENCIENDE LAS ALARMAS. Pocas horas después de que Trump acabara de lanzar de manera formal su campaña a la reelección, el partido que lo abandera comenzó a preocuparse por los sondeos que no lo favorecen.

El presidente inició actividades proselitistas el pasado martes frente a miles de fanáticos en una manifestación bulliciosa en uno de sus principales bastiones, Florida, incluso cuando los principales estrategas temen que su débil posición política amenace al resto de las candidaturas republicanas, que lucharán por mantener el Senado y recuperar la Cámara de Representantes.

Los sondeos públicos realizados de manera reciente reflejan algunos puntos flacos. Media docena de destacados encuestadores republicanos que trabajan en campañas en todo el país revelaron que sus resultados mostraron a un presidente que comenzó su reelección desde atrás.

Por ejemplo, tres casas de medición mostraron que Trump podría perder ante el exvicepresidente Joe Biden en Texas, un estado ampliamente republicano. Y una más, la de la Universidad de Quinnipiac de Florida, publicada el pasado martes, posicionó al presidente detrás de seis de sus rivales demócratas.

El estudio de Firehouse Strategies, una firma republicana dirigida por los veteranos del equipo de campaña del senador Marco Rubio, y la firma de análisis de datos Optimus encontraron a Trump detrás de Biden en Wisconsin, Michigan y Pensilvania, estados que fueron clave en su victoria de 2016.

Los análisis coinciden en que el común denominador en todas esas encuestas es el índice de aprobación extremadamente bajo que tiene Trump y la inelasticidad de sus números, pues los votantes han formado opiniones duras sobre él, ya sea de manera favorable o desfavorable, y pocos parecen dispuestos o capaces de alejarse de esos sentimientos.

“Los números de Donald Trump son realmente pegajosos”, comentó Alex Conant, socio de la firma Firehouse Strategies al diario The Hill. “Será muy difícil para él aumentar sus niveles, pero de la misma manera será difícil para los demócratas mover sus números hacia abajo”.

El Dato: Pew Research encuestó a 10 mil 170 votantes potenciales entre el 29 de abril y 13 de mayo pasados, antes del inicio oficial de la campaña por la reelección del presidente.

Te puede interesar:

http://www.3.80.3.65/mundo/inmigrantes-denuncian-demora-de-eu-en-entrega-de-documentos-departamento-de-seguridad-nacional-deportacion-asilo/

http://www.3.80.3.65/mundo/declaran-a-kieth-raniere-culpable-de-los-cargos-que-se-le-acusaba-lider-de-secta-nxivm-sentencia-estados-unidos/