Martes 19.01.2021 - 21:49

Voto demócrata rechaza a un candidato de izquierda

Voto demócrata rechaza a un candidato de izquierda
Por:

Todo indica que el Partido Demócrata tiene a un favorito para vencer a Donald Trump: el izquierdista Bernie Sanders. Hasta ahora, el veterano senador tiene los resultados de su lado, después de ganar las dos primeras elecciones internas del partido; sin embargo, el hecho de que los votos combinados de sus rivales de derecha sumen más de los que él logró, hace ver que no tiene la victoria en la mano.

Al final del segundo proceso de votaciones, el pasado martes, en New Hampshire, los votos acumulados por los moderados Pete Buttigieg, Amy Klobuchar y Joe Biden suman 53 por ciento; la fusión supera los votos recibidos por los candidatos de izquierda: Sanders y su colega, la senadora Elizabeth Warren, quienes juntos ganaron 35 por ciento.

Te puede interesar: Incrementa a mil 363 los muertos por coronavirus en China

Los números indican que los votantes del Partido Demócrata aún prefieren a un candidato centrista que pueda convencer a un electorado más amplio, que abarque, sí a los afiliados del partido, pero también a los independientes, que no simpatizan con ninguna fuerza política, incluso a los republicanos, que se mantienen fieles a Donald Trump.

“Hay un cierto pánico que realmente está comenzando a establecerse con los demócratas del establishment con la idea de que Bernie Sanders esté en la cima de la lista”

Joel Payne

Estratega demócrata

En un análisis público después de la segunda victoria de Sanders, el Boston College concluye que el senador de Vermont “todavía está lejos de tomar una gran ventaja entre los delegados” que decidirán quién será el presidente.

Iowa y New Hampshire, que celebraron elecciones internas este mes, otorgan apenas 65 de los 3 mil 979 delegados que ayudarán a seleccionar a un candidato.

Cuando Sanders obtuvo menos de 30 por ciento de los votos en New Hampshire, en comparación con el 60 que alcanzó en el mismo estado, en 2016, contra Hillary Clinton, no se puede negar que su victoria no es contundente.

La permanencia del político de 78 años en la zona más alta de la competencia dependerá de que sus contrincantes permanezcan divididos. Si con el paso de los días, el exvicepresidente Joe Biden, el alcalde de South Bend, Indiana, Pete Buttigieg, y la senadora Amy Klobuchar deciden unirse, podrán hacer que sus votantes derroten a Sanders, a quien temen por su postura radical.

Pero la carrera no sólo depende de ellos. El multimillonario Mike Bloomberg ya se prepara para entrar a la contienda. Pese a saltarse los primeros concursos, las encuestas nacionales ya lo ubican en el tercer lugar. Él está más inclinado ideológicamente con Biden, Buttigieg y Klobuchar que con Sanders y Warren, por lo que su presencia será clave en la decisión demócrata.

EL FACTOR PÁNICO. Gran parte del Partido Demócrata se preocupa de que Sanders sea el hombre que convierta a EU en un país socialista.

“Hay cierto pánico que realmente está comenzando entre demócratas del establishment, con la idea de que Sanders esté en la cima de la lista”, dijo a Reuters Joel Payne, un estratega demócrata. El senador, quien se acerca a los votantes negros y jóvenes, tiene una gran oportunidad de ganar Nevada (la siguiente fase de la elección primaria), con su gran población latina.