Mexico, con sistema energetico robusto a final de sexenio, senala Sener

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Foto: Archivo Cuartoscuro

Al final de la actual administración, al margen de la volatilidad de los precios internacionales de los hidrocarburos, México contará con un nuevo sistema energético robusto, aseguró el secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell.

Agregó que ese nuevo sistema energético estará alimentado por muchos nuevos jugadores: los empresarios y trabajadores que habrán de sumarse a los modernos mercados de energía.

En un comunicado, el funcionario federal informó que en las próximas semanas la dependencia a su cargo presentará el Plan Quinquenal de Gasoductos, el cual promoverá el abasto confiable, continuo y a precios competitivos de este combustible en todo el país.

Mencionó que el gas natural y las energías limpias como la eólica, solar, geotermia, hidráulica, nuclear y los biocombustibles, aportarán su concurso para cumplir los compromisos fijados en materia de cambio climático y para diversificar la matriz energética del país.

A un año de que el gobierno de la República diera a conocer el decreto presidencial por el cual se crea el Centro Nacional de Control de Gas Natural (Cenagas), en cumplimiento con la nueva legislación en materia energética, Joaquín Coldwell celebró su aniversario.

Recordó que la reforma energética autorizó la entrada de nuevos participantes, e impulsó la creación de un auténtico sistema nacional de gasoductos que van a cubrir buena parte de la superficie del país, garantizando así un acceso equitativo y justo a los nuevos comercializadores de gas natural.

Además a los consumidores de la industria manufacturera y directos, quienes requerían de un gestor independiente que les garantizara un suministro masivo, permanente, confiable y oportuno.

El titular de la Secretaría de Energía (Sener) señaló que el Cenagas está llamado a ocupar un lugar primordial en el suministro de gas natural en toda la República.

“Estimamos que para 2018, la Red Nacional de Gasoductos abarcará cerca de 20 mil kilómetros, pero la complejidad de su operación radica en los múltiples puntos de interconexión. Asimismo, en definir los tiempos y capacidades de transporte que habrán de otorgarse a los usuarios”, expuso.

Detalló que tanto en el suministro a las turbinas generadoras de electricidad de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y otros generadores, como las grandes industrias, cualquier cese en el suministro del combustible representa pérdidas económicas.

Con ello, dijo, se demuestra la importancia del trabajo que el Cenagas tiene que realizar, y que junto con el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) serán las dos columnas vertebrales para mover con electricidad y gas natural la economía mexicana.