S rebaja calificación soberana de México

S rebaja calificación soberana de México
Por:

Standard & Poor’s Global Ratings (S&P) redujo las calificaciones de México y de Petróleos Mexicanos (Pemex) a BBB, desde BBB+, tras considerar que los efectos por el Covid-19, el bajo precio del petróleo y las múltiples ayudas del Gobierno hacia la petrolera nacional comprometen la actividad económica del país a largo plazo.

La agencia global señaló que el impacto del Covid-19 en Estados Unidos también se sentirá en México, pues esa nación es el principal socio comercial de nuestro país. Precisó que podría volver a bajar la calificación en los siguientes 12 a 24 meses por una irregular o ineficaz ejecución de políticas que debiliten las finanzas públicas, o debido a mayores pasivos contingentes fuera del presupuesto.

Te puede interesar: COVID-19 provoca el cierre de 415 hoteles en el país

“La prolongada debilidad del desempeño fiscal del Gobierno  y el consecuente aumento en la deuda, así como el riesgo de una implementación débil de políticas podría llevarnos a bajar nuevamente la calificación”, alertó S&P.

Explicó que, aunque esta baja responde principalmente a los shocks temporales mencionados, también influyó el potencial debilitamiento de las finanzas públicas, debido al difícil balance entre sostener el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) dada la baja base tributaria no petrolera del país y la rigidez en el gasto, y la creciente presión sobre Petróleos Mexicanos (Pemex), “un potencial pasivo contingente para el soberano”.

Una manera de revertir esta situación, puntualizó la calificadora global de riesgo, es que el Gobierno tenga una política económica que aliente la confianza de los inversionistas y se mantengan los déficits fiscales moderados, con el fin de estabilizar las finanzas públicas y a sostener la flexibilidad fiscal.

Para la calificación de Pemex, también decidió bajarla a BBB con perspectiva negativa, aún sin perder el grado de inversión, y agregó que la decisión fue porque las ayudas del Gobierno incrementan la posibilidad de un apoyo extraordinario.

“Por lo tanto, las calificaciones de Pemex continúan reflejando las del país”, añadió la calificadora.

ECONOMÍA INICIA MAL EL AÑO. Previo a este anuncio, se dio a conocer que en el primer mes del año la actividad económica se contrajo 0.7 por ciento con cifras desestacionalizadas, dato no visto para un inicio de año desde 2009 cuando la crisis financiera global provocó que la economía se desplomara 6.0 por ciento, de acuerdo con el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE).

Para este año el banco estadounidense JP Morgan estimó la economía mexicana se desplomará 7 por ciento en 2020, ya que la actividad caerá en el primer semestre a un ritmo no visto desde la gran crisis financiera de 2008-2009 o en la crisis llamada “efecto tequila” de 1994-1994.

El dato: Pese a la baja en la nota crediticia, el grado de inversión de México por parte de las tres calificadoras más importantes a nivel internacional  lo sigue manteniendo.

Por ello, recortó nuevamente su pronóstico sobre la economía de México, el cual apenas el 20 de marzo había ajustado de un avance de 0.4 por ciento a una contracción de 1.8 por ciento, y en menos de una semana lo volvió a rebajar a una fuerte contracción de 7 por ciento.

En un reporte, la institución financiera señaló que el rápido desarrollo de los choques negativos en el país y en el extranjero la obligan a revisar con frecuencia las previsiones. Ahora ve un crecimiento secuencial negativo tanto en el primer trimestre del año, de -4.0 por ciento a tasa anual, como en el segundo trimestre, de una contracción de -35.5 por ciento, seguido de una recuperación parcial en el segundo semestre del 2020.

Con información de Ana Martínez

jmg