Inflación  es transitoria, destacan 

"Aumento en  intereses fue precipitado", decisión divide a Junta de Gobierno del Banxico

Integrante del Banxico estiman un nuevo repunte de la inflación; podría extenderse hasta agosto o septiembre, debido a elementos no anticipados y distintos al efecto base tras la pandemia de COVID-19

7
Este jueves se informó que la Inflación se ubicó en 5.88% en junio.Foto: Archivo.
Por:
  • La Razón Online

En las Minuta sobre la Reunión de la Junta de Gobierno referente a la Decisión de Política Monetaria del 24 de junio de 2021, el Gobernador Alejandro Díaz de León Carrillo, y los subgobernadores Irene Espinosa Cantellano y Jonathan Ernest Heath Constable votaron a favor de aumentar el objetivo para la tasa de interés en 25 puntos base a 4.25 por ciento; sin embargo, Galia Borja Gómez y Gerardo Esquivel Hernández consideraron mantenerla en 4.0 por ciento.

El subgobernador Esquivel consideró “que la decisión de aumentar la tasa de interés fue precipitada”. Por su parte, la subgobernadora Borja afirmó que “en circunstancias económicas de alta incertidumbre, un endurecimiento no previsible de la postura monetaria podría interpretarse como un cambio en el ciclo y no como un refuerzo de la postura actual”.

En este sentido, uno de los integrantes refirió que esperan un nuevo repunte de la inflación, el cual podría extenderse hasta agosto o septiembre de este año, debido a elementos no anticipados y distintos al efecto base tras la pandemia de COVID-19.

El mismo integrante resaltó que, a diferencia de otras economías emergentes, el aumento de la inflación en México entre enero y mayo respondió a factores estructurales.

Otro señaló que de acuerdo con los nuevos pronósticos podría presentarse un efecto base muy significativo para el cuarto trimestre de este año. Aunado a ello, comentó que se estima que la actividad económica se modere en el 2022. 

La Junta de Gobierno puntualizó que, si bien se prevé que los choques que han incidido sobre la inflación son de carácter transitorio, por su diversidad, magnitud y el extendido horizonte pueden implicar un riesgo para el proceso de formación de precios.

Algunos destacaron la moderación en el valor de energéticos, la estabilización de los precios internacionales de las materias primas y que los efectos de una recomposición del gasto son de una sola vez.

Uno añadió el desvanecimiento de los incrementos en los precios de productos agropecuarios, aunque las sequías podrían presionarlos. 

RIESGOS INFLACIONARIOS

Entre los riesgos al alza para la inflación, la mayoría destacó la posibilidad de un mayor incremento de los precios de forma externa, la elevada persistencia del indicador subyacente, episodios de depreciación cambiaria, así como presiones de costos o reasignaciones de gasto. 

Algunos agregaron posibles episodios de volatilidad en los mercados financieros. 

"Otro agregó una actividad económica más dinámica. Uno consideró que existen riesgos con respecto a la recuperación de la demanda reprimida, especialmente en el sector de servicios", explicó el reporte. 

Respecto de los riesgos a la baja, algunos mencionaron los efectos de la brecha negativa del producto y mayores medidas de distanciamiento social. Uno destacó la posibilidad de una apreciación cambiaria.

La mayoría consideró que el balance de los riesgos que podrían incidir en la trayectoria esperada de la inflación en el horizonte de pronóstico es al alza.

"La Junta de Gobierno tomará las acciones necesarias con base en la información adicional, a fin de que la tasa de referencia sea congruente con a convergencia ordenada y sostenida de la inflación general a la meta de 3.0 por ciento en el plazo en el que opera la política monetaria", afirmó.

PANORAMA MACROECONÓMICO DE MÉXICO

La mayoría de los integrantes de la Junta de Gobierno de Banxico resaltó que  la recuperación de la economía mexicana registró un importante repunte en marzo y cierta moderación en abril.

Uno señaló que el avance en el proceso de vacunación ha apoyado la reactivación de la economía. Otro enfatizó que, si bien la actividad económica sigue mejorando, la recuperación aún es frágil e incompleta y la economía se encuentra lejos de su potencial.

Por el lado de la demanda, la mayoría coincidió en que el sector externo continúa apoyando la recuperación, ya que si bien la inversión y el consumo han mejorado, todavía permanecen por debajo de sus niveles previos a la pandemia.

Por el lado de la oferta, la mayoría resaltó el comportamiento heterogéneo de los distintos sectores. Señaló que la producción industrial, en particular la manufacturera, ha resentido la escasez de semiconductores que ha afectado especialmente al sector automotriz.

"La mayoría destacó que, de acuerdo con los pronósticos del Instituto Central, se anticipa un crecimiento de 6.0 por ciento para 2021 y de 3.0 por ciento para 2022".