• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Estudiantes encabezan protestas contra Daniel Ortega, el 4 de agosto. Foto: AP

En medio de la crisis en Nicaragua por la ola de violencia durante las protestas contra el régimen de Daniel Ortega, que ha dejado 448 muertos, la ciudadanía ha optado por un éxodo similar al que se dio en Venezuela; incluso, expertos aseguran que la cifra irá en aumento.

En México, el número de solicitudes de refugio de ciudadanos de ese país creció 50 por ciento en tan sólo los primeros seis meses de 2018, comparado con todo el año anterior. De acuerdo con datos de la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar), de la Secretaría de Gobernación, en 2017 se registraron 62 solicitudes, mientras que de enero a junio de este año van contabilizados 93 casos.

En entrevista con La Razón, Eduardo Rosales, experto en conflictos internacionales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), prevé que la migración en Nicaragua continúe en los siguientes meses, principalmente por la ola de secuestros, detenciones y allanamientos que se está dando entre grupos paramilitares afines al gobierno, situación que no genera confianza en los habitantes.

“Es muy serio lo que está pasando; en la dictadura de Pinochet hubo tres mil 200 muertos en 17 años, pero en Nicaragua, en sólo tres meses ya hay casi 500 asesinatos y esto puede igualarse de seguir así. Mientras tenga el control de los paramilitares, la represión y violencia aumentarán ya que comienza a haber condiciones de inestabilidad como secuestros, allanamientos a casas y detenciones arbitrarias; situación que ya les da temor y por eso salen de ese país porque no hay condiciones de seguridad interna”, aseveró.

Eduardo Rosales señaló que esa nación sigue la ruta de Venezuela: “hay tres factores que han sentado las bases del país y que son similares a Venezuela: el autoritarismo, el cierre de medios de comunicación y, a la larga, la falta de alimentos”.

El dato:

  • El gobierno de México reiteró su compromiso con la protección de personas desplazadas para garantizar su integración en el país y fomentar la atención temprana.
  • Mil nicaragüenses buscan asilo diario en Costa Rica

El internacionalista indicó que el gobierno de Ortega es autócrata, por ello se está volviendo muy represivo y está volcando a la gente a una “Primavera Nicaragüense”, ya que no paran las manifestaciones, aunque disminuyen por ratos, pero ya hay afectaciones políticas, sociales y económicas. En este sentido, expresó que el país centroamericano podría comenzar a sentar las bases que llevaron a Venezuela a su actual crisis social y humanitaria.

Los sectores que más han resentido la política de Daniel Ortega son turismo, comercio, construcción y carreteros, pero en la medida que no se cubran las demandas de la oposición, dijo, el panorama seguirá por la vía negativa, afectando a países cercanos, como Costa Rica o México, en el tema de migración.

La Unidad de Política Migratoria de la Secretaría de Gobernación detalla que en el primer semestre de 2018 se atestigua que las llegadas vía aérea de nicaragüenses alcanzaron ocho mil 256, incluyendo turistas, personas de negocios y otros visitantes con documentación legal; en tanto, los documentados como residentes temporales suman 189 y los presentados ante el Instituto Nacional de Migración, 499.

Datos de la Comar indican que hace un año Nicaragua se situaba en el número 11 de solicitudes de refugio hacia nuestro país, muy por debajo de países que han sido migrantes desde hace años, como Honduras, Venezuela, El Salvador, Cuba, Guatemala, Haití, Estados Unidos o Colombia.

Los lineamientos que la Segob exige para dar cumplimiento a las órdenes de refugio son riesgo de vida, seguridad o libertad amenazadas por conflictos internos, violación masiva de derechos humanos o características que hayan perturbado gravemente el orden público.

Exhorta Cancillería no viajar a ese país

Ante la situación que se vive en Nicaragua, el gobierno mexicano exhortó a connacionales a no visitar ese país.

La Cancillería consideró que en estos momentos no es aconsejable viajar a Nicaragua, debido a que “los lugares turísticos no están operando y es difícil y riesgoso transitar por carreteras”, esto a través de su Guía del Viajero.

En caso de que acudan a la región, recomienda evitar desplazamientos de noche y eludir zonas universitarias debido a las protestas que iniciaron desde abril de este año contra el gobierno de Daniel Ortega.

La medida se da luego de que México, junto a ocho naciones de la región, impulsó ante la Organización de Estados Americanos (OEA) la creación de un grupo de trabajo para dar solución pacífica al conflicto social en Nicaragua, hecho que Ortega calificó como injerencia en asuntos internos.