Nueve años de prisión al desalmado que golpeó y quemó al niño Owen

Rubén Díaz Alamilla golpeó e incluso quemó al niño Owen; fue encontrado culpable de los delitos de lesiones y violencia familiar

Un Juzgado del Distrito Judicial de Cuautitlán dictó condena de nueve años de prisión a un sujeto que en 2014 fue detenido por golpear y quemar al niño Owen de cinco años de edad, hijo de su pareja sentimental.

Rubén Díaz Alamilla fue detenido por elementos de la entonces Procuraduría General de Justicia del Estado de México en el municipio Tequixquiac y el Ministerio Público acreditó que el sujeto incurrió en los delitos de lesiones y violencia familiar.

Los hechos por los cuales fue condenado se registraron el 16 de mayo de 2014, en el interior de un domicilio ubicado en la colonia El Parque de San Mateo, en el municipio Cuautitlán, lugar donde este sujeto golpeó al pequeño, incluso lo quemó con un encendedor.

Derivado de las lesiones el menor fue trasladado a un hospital en Tlalnepantla, donde recibió atención médica y fue diagnosticado con maltrato familiar.

El niño Owen, en un albergue en Toluca, donde le ayudaron a olvidar la pesadilla que vivió al lado de su padrastro. Foto: archivo

Por este hecho fue iniciada la carpeta de investigación respectiva y la Procuraduría de Justicia mexiquense emitió un acuerdo de recompensa de hasta de 250 mil pesos a quien aportara información útil para la localización de Díaz Alamilla.

La autoridad judicial, luego de revisar los elementos de prueba aportados por el Ministerio Público, y previo proceso legal, le dictó la sentencia respectiva y le fijó una multa de 67 mil 290 pesos como reparación del daño.

Este sujeto también enfrentaba cargos por el delito de actos libidinosos y hace unos días un juez dictó una condena de tres años y cuatro meses de prisión en su contra por este delito, por lo que el desalmado suma dos sentencias.

jmg