• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
El perredista Fernando Belaunzarán. Foto: Especial
El perredista Fernando Belaunzarán. Foto: Especial

Este país requiere de una izquierda comprometida con la democracia, libertades y derechos humanos, por lo que se transforma o muere el PRD en el 2021, afirmó el vocero de la Iniciativa Galileos, del sol azteca, Fernando Belaunzarán, quien añadió que en caso de no querer renovarse, se contempla iniciar a partir del 1 de enero del próximo año la conformación de un nuevo partido político. 

En entrevista con La Razón, aseguró que el llamado de atención de la ciudadanía el pasado 1 de julio fue muy fuerte, por lo que este instituto está obligado a transformar sus prácticas ya que de no hacerlo, no tendrá futuro y perderá su registro.

“Estamos en un proceso de reflexión con personas dentro y fuera del partido, de la sociedad civil, academia, activistas y compañeros de partido. Estamos escuchando a todos, pero nosotros, los Galileos estamos en la discusión de que se puede construir algo diferente, desde el registro del PRD o quizás no, entonces tendríamos que emprender el camino de construir un nuevo partido político”, afirmó.

“Si en nuestra reflexión vemos que no hay voluntad, condiciones para que el PRD cambie sus métodos, formas, entonces estaremos discutiendo cómo construir un nuevo partido, es una posibilidad. Es un mal augurio que después de las elecciones, cuando todo mundo habla de cambiar, pues veamos al grupo parlamentario del PRD, a los diputados haciendo una batalla por el dinero; no habla de que haya una vocación de cambio. Es un asunto donde reflejan, el por qué nos castigó la ciudadanía”, agregó.

El líder nacional del PRD, Manuel Granados, habla de premiar a la militancia para evitar traiciones. ¿Qué opina al respecto? Me parece que es correcto. Él ha hecho un buen papel, el problema son las practicas tribucráticas, o de corrientes de tribus que se despedazan por cargos y candidaturas sin reparar, incluso, en los medios para lograrlo. Fue un buen presidente en este periodo, no es un asunto de él sino de las corrientes. Veremos si en los próximos días si hay esta voluntad de todos por cambiar y por entender a las necesidades de la ciudadanía.

¿Ya se reunió con Guadalupe Acosta Naranjo, Jesús Ortega y Jesús Zambrano, para evaluar los pasos a seguir en esta renovación? Estamos en ese proceso; vamos a hablar con todos.

“Si en nuestra reflexión vemos que no hay voluntad, condiciones para que el PRD cambie sus métodos, formas, entonces estaremos discutiendo cómo construir un nuevo partido”

¿Cómo van a actuar siendo oposición? Seremos responsables, y cuestionaremos lo que no se vale. Es inadmisible el fideicomiso de Morena, es una violación clara a la ley, con practicas asociadas a la corrupción y no debe haber impunidad. Es inadmisible que Andrés Manuel López Obrador haya arremetido contra el Instituto Nacional Electoral (INE) por hacer su trabajo; hay que fortalecer los contrapesos y las instituciones, las autonomías de los órganos. El primero punto, es que tenemos que ser una opción férrea.

Pero lo que está planteando Olga Sánchez Cordero de regular, despenalizar las drogas, de caminar hacia la pacificación del país, por supuesto que es algo que tenemos que acompañar, de regular la interrupción legal del embarazo, o la eutanasia, todo lo que avance hacia ella tenemos que dar el respaldo.

Me parece que la carta que mando AMLO al presidente de Estados Unidos,  Donald Trump, es parte de una doctrina (del secretario de Relaciones Exteriores, Luis) Videgaray, quien es entreguista y es un error apostar a la camaradería.

Sobre la disminución salariar a los altos mandos, en los legisladores, ¿es viable? , ¿acerca de la descentralización de las dependencias? Nosotros no nos oponemos a la austeridad, sí nos preocuparía que quedara mucha gente sin empleo. Eso sí. Acerca de la descentralización, es una locura, no tiene sentido.

La verdad es que es demasiado caro; mandar a las dependencias a otros estados va contra la política de austeridad, es un gasto innecesario y pone a muchas familias en una situación muy complicada de: o se mudan de ciudad o pierden el empleo, es un absurdo.

¿También hay otra acción que es separar a la Secretaría de Seguridad Pública federal de Gobernación, que ya se hizo anteriormente? Creen que descubren el hilo negro. Tiene que haber una clara evaluación de los programas de seguridad y no sólo ocurrencias demagógicas; en el PRD tenemos que ser una oposición constructiva. Es una decisión del nuevo gobierno cómo se organiza, están en su derecho y nosotros no seremos un obstáculo, pero diremos siempre lo que pensamos.

La Secretaría de Seguridad Pública se hizo hace dos sexenios, pero no funcionó, bueno tendremos que ponerlo en duda. Y ver si no es la misma gata revolcada.