Compras de pánico, empujón temporal al consumo

PUNTO Y APARTE 

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  

Hasta la despensa tiene miedo… En las últimas semanas el brote del Covid-19 rápidamente se coronó como una de las enfermedades más contagiosas a las que ha debido hacer frente la humanidad en la última década.

El número de infectados ya alcanza los 200 mil casos en el orbe, aunque quienes saben apuntan que la cifra podría ser del doble dada la falta de detección y pruebas suficientes.

Como quiera, en medio del pánico y la incertidumbre, los consumidores llevan a cabo verdaderas peregrinaciones a farmacias, tiendas y supermercados, a fin de armarse de antibacteriales, mascarillas y medicamentos de cara a la pandemia.

Sólo en la provincia de Hubei, epicentro de ese coronavirus, el gasto en alimentos y bebidas creció 40%, los seguros de salud, 38% y los productos de limpieza lo hicieron en 48% desde el inicio de la pandemia.

De igual forma en Singapur y Malasia, la compra masiva de arroz y fideos instantáneos se disparó, mientras que en EU el papel higiénico y el gel desinfectante fueron de los más requeridos…

Que no cunda el pánico… De igual manera, en México los hábitos de compra sufrieron una serie de ajustes desde el pasado 27 de febrero que se confirmaron los dos primeros casos de Covid-19.

A la fecha en el país se han dado a conocer un total de 93 personas contagiadas y 206 sospechosas, pero las cifras seguirán al alza o ya son superiores.

En ese contexto, datos de la firma de mercado Nielsen, al mando de Enrique Espinosa de los Monteros, revelan que las compras de pánico ya son una realidad.

Por lo pronto, los consumidores han enfocado sus baterías en algunos productos esenciales para la contención del virus, así como algunos alimentos básicos para sus despensas.

Como quiera, en las siguientes semanas dicho comportamiento podría agudizarse conforme se endurezcan las medidas preventivas y la ola de cuarentenas…

Carritos apocalípticos… En estas primeras semanas de marzo las categorías que reportan el mayor crecimiento son las de higiene y desinfección, con un alza del 153% vs. una semana típica.

Las más buscadas en ese canasto son las toallas húmedas, cuyas ventas se catapultaron 243 por ciento.

De igual forma, los alimentos no perecederos crecieron en 121%. Ahí lo, reyes fueron las sardinas enlatadas con 155%, el atún 151% y hot cakes congelados con un aumento del 133 por ciento.

A su vez, los productos de uso doméstico avanzaron 112%, por un empujón en la adquisición de guantes del 125%, aromatizantes 123% y limpiadores líquidos de 112%.

En general, se prevé que durante la epidemia las ventas en supermercados alcanzarán un pico del 30%. No obstante, el impacto será de corto plazo y no compensará las pérdidas ocasionadas por un menor número de visitas, que afecta a otras categorías como perecederos, cosméticos y accesorios. Así que compras de pánico efecto temporal…

Nueva política
de Aeroméxico por COVID-19.

A volar el que no apoya ahora… Bajo esa consigna que Aeromexico al mando de Andrés Conesa anuncio una nueva política para sus clientes en el contexto de la crisis de aviación resultado de la pandemia del COVID 19.

Como parte de las nuevas medidas la aerolínea condonará cargos por cambios de fecha, establece topes por cambios de tarifa y si un pasajero no llega a su vuelo no perderá su boleto y podrá reusarse más adelante…

Compartir