Avatar del Arturo Damm Arnal

Arturo Damm Arnal

Agosto, mal mes

PESOS Y CONTRAPESOS

Arturo Damm Arnal
*Esta columna expresa el punto de vista de su autor, no necesariamente de La Razón.
Por:
  • Arturo Damm Arnal

Todo indica que agosto, en materia de economía, fue un mes malo, algo que no augura nada bueno para lo que resta del año. Algunas pruebas de lo dicho.

Comienzo por la confianza de los empresarios para invertir directamente, para producir bienes y servicios, crear empleos y generar ingresos, confianza que, según el Indicador de Confianza Empresarial del INEGI (0 = desconfianza total; 100 = total confianza; entre 0 y 50 = desconfianza; entre 50 y 100 = confianza), se ubicó en julio en 27.4 puntos (desconfianza) y que bajó a 25.0 en agosto (mayor desconfianza).

Continúo con la confianza de los consumidores que, según el Indicador de Confianza del Consumidor del INEGI (0 = desconfianza total; 100 = total confianza; entre 0 y 50 = desconfianza; entre 50 y 100 = confianza), se ubicó en 44.3 unidades en julio (desconfianza), y que bajó a 42.7 en agosto (mayor desconfianza).

Para empresarios y consumidores, ubicados cada uno en uno de los extremos del proceso económico, agosto resultó, comparado con julio, un mes de mayor desconfianza.

Según el Registro Administrativo de la Industria Automotriz de Vehículos Ligeros, del INEGI, que registra las ventas de ese tipo de vehículos en el mercado interno, en julio se vendieron 82 mil 157 unidades y en agosto 78 mil 235, 3 mil 922 menos, reducción del 4.8 por ciento, cantidad muy alejada del máximo histórico para un mes de agosto, 134 mil 388 en 2016, y más alejada todavía del máximo histórico para cualquier mes, 192 mil 741 en diciembre de 2016.

Según el Indicador de Consumo BBVA, que registra la compra de bienes y servicios por medio de tarjetas de crédito y débito, en agosto dichas compras registraron, comparadas con la de julio, una contracción del 1.9 por ciento: menos 6.1 por ciento la compra de servicios, menos 0.4 por ciento la de bienes.

Llama la atención lo sucedido con la compra de gasolinas, que en agosto, comparando con julio, registró una caída del 9.6 por ciento, la primera caída desde noviembre de 2020, que puede deberse a las mayores precauciones que, en términos de movilidad, están tomando las personas frente a la tercera ola del Covid, la relacionada con la variante Delta.

Hoy lunes, a las 6:00 AM, el INEGI publicó los datos de la Inversión Fija Bruta (instalaciones, maquinaria y equipo, parte principal de las inversiones directas) y del Consumo Privado en el Mercado Interno (compra de bienes y servicios de parte de las familias residentes en el país) para junio (que comentaré mañana), y será hasta el 8 de noviembre cuando conozcamos los resultados para agosto, anticipando que, comparados con los de julio, confirmarán que agosto, en materia de economía, fue un mes malo, lo cual no augura nada bueno para el resto del año, mucho menos una recuperación, no temporal y débil, sino sostenida y fuerte.