Avatar del Mauricio Flores

Mauricio Flores

Sobre Iberdrola

GENTE DETRÁS DEL DINERO

mauricio flores
Mauricio Flores
Por:

¿Cuál es la fijación de Andrés Manuel López Obrador contra España, además de la expedición conquistadora de Hernán Cortés? No lo ande contando, pero nos dicen que es Iberdrola, la firma española que encabeza Ignacio Sánchez y a la cual la CFE, de Manuel Bartlett, le habría echado el ojo a los 37,457 GWh que tienen en México en centrales de ciclo combinado para terceros y cuya capacidad total equivale a casi 50% del mercado privado de electricidad en el país.

No, no es solamente la revisión de los “contratos leoninos” que el Presidente acusó existen, sino un plan —nos cuentan— más elaborado para que Iberdrola, que aquí dirige Enrique Alba, venda sus activos a la CFE a precio de incendio. Y esa venta se lograría a través del ya famoso método de “manita de puerco con chile”; es decir, de presiones de toda índole que incluye aspectos fiscales, legales y contractuales dado que algunos contratos de suministro no habrían sido equitativos con la paraestatal.

Las centrales de ciclo combinado (10 en total) con venta para terceros y las 5 centrales de cogeneración en México representan 30% del EBITDA y 37% del negocio global de generación y clientes de la firma hispana… y si bien no son un “monopolio” como se dijo en la mañanera, son el principal proveedor privado de la CFE… y como está en chino que la paraestatal cumpla sus planes de construir 5 nuevas centrales —dada la debilidad presupuestal— una opción para fortalecer su papel como monopolio de Estado es obtener la infraestructura de Iberdrola.

Por supuesto, a esa compañía no le ayuda en términos políticos que Georgina Kessel y Felipe Calderón figurasen como consejeros independientes. ¿Expropiación, justicia, venganza? Veremos.

Carambolas mineras. La desaparición de la subsecretaría de Minería, que llevó Francisco Quiroga, beneficia a la empresa de un poderoso hombre de negocios que “Es Todo Palacio” y que tiene derecho de picaporte en el edificio principal del Zócalo, quien además tiene en la actual presidencia de la Cámara Mexicana de la Industria Minera, a cargo de Fernando Alanís, el control de la agenda que suele expresar casi en exclusiva los intereses de esa misma empresa minera. Por cierto, no hay que ser malpensados con la supresión de esa subsecretaría por contradecir —con números duros— el dato que ayer se vertió en el 2° Informe de Gobierno en el sentido de que 60% del territorio estaba concesionado a mineras (cada uno tendríamos una mina al lado de casa): el dato real que tiene la secretaria Graciela Márquez es que se han dado concesiones sobre 16 millones de hectáreas, o sea 8% del territorio… pero de ellas sólo 4 millones son operativas —las demás fueron devueltas a Economía por improductivas— o sea 2% del país. Pero al suprimirse la interlocución de alto nivel —salvo la firma ganadora— con el Gobierno federal, el cual también anunció que no dará más concesiones mineras, el efecto será el encarecimiento de las actuales y un intenso mercado secundario.

Subsecretaría Itinerante. Pues que ya están montón de cajas de lo que fueras las instalaciones de la subsecretaría de Infraestructura en una de las torres de Parque Toreo (8 pisos), esperando ser trasladadas al edificio de Carreteras Federales, Insurgentes Sur 1089 y ocupar un solo piso, el décimo. Ahí despachará el ya ratificado subsecretario Cedric Escalante. ¿Y las instalaciones de Xola y Eje Central? El terremoto cumple este septiembre 3 años de haber desahuciado esos edificios.