• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
El amparo colectivo que interpusieron los padres es para evitar que la dueña del colegio evada indemnizar. Foto: Especial

Un juez federal abrió a trámite la acción colectiva iniciada por padres del Colegio Enrique Rébsamen, en el que murieron 19 niños y siete adultos por el sismo del pasado 19 de septiembre, para demandar una indemnización, así como mejoras en las medidas de protección civil y construcción de recintos escolares.

Felipe Consuelo Soto, juez Tercero de Distrito en Materia Civil, emplazó a la dueña y directora del inmueble, Mónica García Villegas, así como a autoridades del Gobierno de la Ciudad de México, de la delegación Tlalpan, la Secretaría de Educación Pública, para que manifiesten lo que a su interés convenga.

La directora y dueña del colegio tendría un plazo de hasta cinco días para presentarse ante las autoridades conforme al citatorio emitido, después de que los padres agraviados se reunieron el 24 de abril para instar a un amparo colectivo, reclamar la compensación de daños y evitar que este tipo de injusticias se presenten de nuevo.

El amparo colectivo busca evitar que la directora del colegio otra vez evada su responsabilidad penal, como ocurrió un mes después del sismo, cuando la juez Yazmín Eréndira Ruiz Ruiz, le concedió un amparo ante la denuncia de los padres y familiares de las víctimas.

Este primer fallo impedía cualquier acción de la Procuraduría capitalina, mientras la directora del plantel acusó a la exdelegada en Tlalpan y hoy candidata a Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, de impedirle el acceso a lo que quedó en pie del inmueble ubicado en Rancho Tamboreo y Calzada de las Brujas, en la colonia Nueva Oriental Coapa.

Las incógnitas entorno al colegio Rébsamen obligarán tanto a las autoridades escolares como a los gobiernos locales implicados a rendir cuentas en materia penal.

El pasado 18 de noviembre se informó que Procuraduría General de Justicia descubrió que Mónica García Villegas, actualmente prófuga acusada de homicidio y uso documentos falsos, operaba el colegio con un registro mercantil falso.

De acuerdo con reportes de las autoridades, hasta el  momento el Ministerio Público no ha podido ubicar el registro mercantil del colegio.

Y es que, explicaron, el número con el que estaba supuestamente dado de alta, al ser cotejado con las autoridades correspondientes, resultó pertenecer a otra persona y no al plantel de García Villegas.

Por ello sospechan que García Villegas tenía la premura de cancelar las cuentas bancarias de la escuela, tras el derrumbe.

Los investigadores saben que sólo unos días después del sismo del pasado 19 de septiembre, la cuenta bancaria del plantel, en la cual había alrededor de medio millón pesos, fue cancelada y su contenido retirado en su totalidad por Mónica García.

De acuerdo con informes a los que La Razón tuvo acceso, se trata de una cuenta del banco Scotiabank, la cual fue cancelada el lunes 25 de septiembre; es decir, sólo un día después de que la mujer acudió al colegio a sacar sus pertenencias, mientras rescatistas aún buscaban salvar el cuerpo de una mujer que estaba sepultado bajo los escombros del edificio.

  • El Dato: Ayer La Cámara Mexicana de la Industria Construcción exigió transparencia en los recursos que se han aplicado para la reconstrucción de la CDMX tras el 19-S.
Compartir