• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Foto: Autocomos

En México, uno de los segmentos más competidos es el de las SUVs pequeñas, y en él existe una enorme variedad de modelos en los que se encuentra la Renault Duster, la más vendida de la marca y la más accesible de todas. Para este 2018 llega una variante de esta camioneta, con la funcionalidad de ser también una pickup.  Nos referimos por supuesto a la Renault Duster Oroch 2018.

Para la marca, esta Sport Utility Pickup (así la denomina Renault) viene A crear un segmento nuevo; no obstante, podemos considerar ciertos competidores, como la Ram 700 Club Cab, o pickups medianas como la Nissan NP300, Toyota Hilux, entre otras. Se comercializa en tres versiones y nosotros probamos la más equipada, denominada Outsider.
Al ser una variante de la Duster original, emplea la misma mecánica de 2.0 litros de cuatro cilindros, con la diferencia de que la Oroch tiene siete caballos más quedando en 140 Hp. El torque es de 142 Lb-pie y la transmisión puede ser manual de seis o automática de cuatro con modo manual.

En la suspensión tenemos que casi es igual a la Duster original, pues adelante es McPherson con barra estabilizadora; mientras que la diferencia radica en el eje posterior, donde es multibrazo con amortiguadores hidráulicos y barra estabilizadora, la cual es heredada de la Duster 4×4.

Gráfico: La Razón de México

En el tema de seguridad tenemos dos bolsas de aire, para conductor y acompañante, frenos ABS y anclajes ISOFIX. Si observas de frente a la Oroch, luce igual que cualquier Duster. Sin embargo, si la ves de lado, la historia cambia, pues a partir del poste C, el diseño es completamente diferente, dando lugar a la batea, al mismo tiempo que le da una apariencia más robusta.

Si hablamos de dimensiones, tenemos que la Renault Duster es ligeramente más larga que la Duster tradicional por 38 cm, quedando en 4.7 m. Asimismo, en cuanto a la distancia entre ejes, también es mayor por 15 cm, ubicándose en 2.8 m. Todo lo anterior es para tener un buen espacio de carga en la batea, al mismo tiempo que se afecta de manera mínima la habitabilidad en plazas traseras.

En cuanto a las prestaciones de la batea, tenemos que el volumen de la caja es de 683 litros; entre tanto la capacidad de carga es de 650 Kg.

Si hay algo que se agradece en esta Oroch es que el espacio interior para cuatro o cinco pasajeros se mantiene, pues además de conservar las cuatro puertas, la segunda fila de asientos, que alberga a tres personas -dos adultos, un niño- es casi igual (el espacio es ligeramente más reducido  respecto a la Duster original, principalmente el de las piernas). A pesar de lo anterior, los pasajeros pueden viajar bien, para moverse en ciudad o en carretera.

El diseño se mantiene igual, con una pantalla táctil de infoentretenimiento de 7” que está en buena posición. La calidad de materiales es buena (tela y plásticos de la consola); no tanto en los paneles de puertas, que podrían ser mejor.
Posee navegador, BT, radio, reproduce MP3 y tiene entrada USB; es amigable.
Sobresalen del equipamiento el volante forrado en piel.

Compartir