Solicita PGR reforzar medidas de seguridad contra Elba Esther

La dependencia asegura que “podría desestabilizar la paz y seguridad del Estado mexicano”; abogado acusa que son excesivas

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Elba Esther Gordillo (Foto: Archivo)

El juez Sexto de Distrito de Procesos Penales Federales ordenó limitar las comunicaciones y visitas de la exdirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, Elba Esther Gordillo, ya que “podría desestabilizar la paz y seguridad del Estado mexicano”.

Entre las medidas que se ordenaron implementar están que se presentará una lista de las visitas frecuentes que recibe Gordillo en su departamento de Polanco, en la Ciudad de México, y que las llamadas que realice sólo sean con las personas de dicha lista.

Por lo anterior, Marco Antonio del Toro, abogado de la exlideresa del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, Elba Esther Gordillo, acusó que la Procuraduría General de la República pide reforzar las medidas de seguridad contra su defendida.

“La procesada fungió como presidenta del SNTE, posición que implicó una relevancia y trascendencia social significativa en las personas sobre las cuales ejerce autoridad moral, por lo que, el uso desmedido de los medios de comunicación que tiene a su alcance, evidentemente, podrían desestabilizar la paz y seguridad del estado mexicano, por tanto, resulta imperioso que se establezca un régimen de control de comunicación”

Marco Antonio del Toro
Abogado de Elba Esther Gordillo

En entrevista con Ciro Gómez Leyva, en Radio Fórmula, detalló que solo podría ser visitada en su domicilio por amigos y familiares que aparezcan en una lista previamente autorizada por un juez.

Las medidas que solicitó la PGR son excesivas y violan los derechos de la exlideresa del SNTE, aseguró su abogado Marco Antonio del Too.

El abogado se dijo alarmado al conocer la petición de la PGR y detalló que anoche mismo elaboró un documento en respuesta a esta solicitud que calificó como autoritaria y persecutoria que viola no uno, sino, varios derechos de su defendida, como ciudadana y como persona de la tercera edad.

“Hay un solo acceso que está vigilado por la policía permanentemente, no hay riesgo de fuga, me parece inconcebible que quieran entrar al domicilio para ver si nada mensajes de texto y ver a quién se los manda”

La exlideresa se encuentra en prisión domiciliaria después de que permaneció presa cuatro años.

Recientemente, su nieto, se sumó a la precampaña de Andrés Manuel López Obrador, de Morena, y dijo que fue aconsejado por la exlideresa.

 

 

dlm