• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Lira turca. Foto: Especial
Lira turca. Foto: Especial

Luego de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, duplicara las tasas de aranceles a la importación de acero y aluminio de Turquía, por 50 y 20 por ciento, la moneda local, la lira, se ha devaluado 40 por ciento en cuestión de horas; medida que ha hundido los mercados emergentes.

De acuerdo con Bloomberg, la lira provocó pérdidas en los mercados mundiales después de que los primeros pasos del país para reforzar el sistema financiero fueron vistos por algunos analistas como insuficientes para proteger a los mercados en tiempos de angustia.

Mientras el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, decía que no aceptaría un rescate internacional, los operadores presionaron los activos turcos en una liquidación que se extendió a otras economías en desarrollo. La volatilidad implícita aumentó más desde diciembre de 2015, mientras que el rendimiento de los bonos del siglo argentino subió a 10 por ciento, a medida que el peso cayó a 30 por dólar.

  • El Dato: La lira turca retrocedió a un mínimo histórico, mientras que Europa acusa a su banco central de Turquía de no proporcionar la liquidez suficiente.

De acuerdo con Jordan Rochester, estratega cambiario de Nomura International en Londres, “revisamos la lista de opciones que tienen para detener esto: implica alzas en las tasas, involucrar al FMI y restablecer la confianza del mercado en la lira. Desafortunadamente, todos los componentes van en la dirección opuesta”.

El temor de que la debacle turca castigue a los mercados emergentes ya metió presión a Estados Unidos, Rusia y China. Aún así, muchos analistas dicen que hay pocas razones fundamentales para agregar todo el espacio a la misma canasta, ya que varios países han hecho sus deberes.

Por otra parte, la canciller alemana, Angela Merkel, instó a Turquía a garantizar la independencia de ese banco central, ya que los problemas económicos de Turquía estaban causando gran preocupación.

Compartir