• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
El mandatario revisa un documento, en una reunión de gabinete, ayer. Foto: AP
El mandatario revisa un documento, en una reunión de gabinete, ayer. Foto: AP

“Creo que todo el mundo sería muy pobre”, opinó ayer Donald Trump en una entrevista para la cadena Fox News, al unirse a la serie de hipótesis de lo que podría pasar en caso de verse sometido a un impeachment o juicio político de destitución, después de que su exabogado, Michael Cohen, se declarara culpable del financimamiento ilegal de la campaña presidencial que llevó al republicano a la Casa Blanca en 2016.

“No sé cómo puedes hacer un impeachment a alguien que ha hecho un trabajo excelente. Te digo lo siguiente, si me lo hicieran en algún momento, creo que los mercados se hundirán. Creo que todo el mundo sería muy pobre”, dijo el jueves en el programa “Fox & Friends”, al ser consultado sobre la posibilidad de que el Partido Demócrata consiga la mayoría legislativa en las elecciones de noviembre e intente un proceso para retirarle la investidura.

Trump insistió en que su gestión ha sido benéfica para los estadonidenses y comparó el comportamiento actual de la economía del país con una hipotética administración de Hillary Clinton, si le hubiera ganado hace dos años.

“Hay números que no creerías. Liberé regulaciones, el recorte de impuestos fue algo tremendo. Si Hillary fuese presidente, tendrías recesión”, agregó.

No sé cómo puedes hacer un impeachment a alguien que ha hecho un trabajo excelente. Te digo lo siguiente, si me lo hicieran en algún momento, creo que los mercados se hundirán. Creo que todo el mundo sería muy pobre”

Donald Trump

Presidente de Estados Unidos

El mandatario desestimó el rol que jugó su exabogado, quien esta semana lo involucró al declararse culpable de múltiples cargos. “No era un ‘arreglador de problemas’, hizo acuerdos menores. Cohen estuvo en otros negocios. Trabajaba para mí part time, tenía otros clientes”, se desligó.

Gráfico: La Razón de México

Además, consideró que el exdefensor lo está usando para conseguir una pena menor. “Si alguien defraudó a un banco y va a pasar 10 años en la cárcel, pero puede reducir su condena diciendo algo malo sobre Trump, lo va a hacer. Si alguien inventa historias, va a inventar mentiras. Lo he visto muchas veces, he tenido a amigos involucrados. Inventan historias y pasan de tener 10 años (de condena) a ser héroes, les erigen una estatua. No es justo, pero lo hizo. Consiguió un muy buen acuerdo”, indicó.

Afirmó que los pagos dirigidos por su exdefensor a sus dos supuestas examantes para comprar su silencio durante su campaña “no violan” a las leyes . “Él (Cohen) hizo los acuerdos. Esos cargos ni siquiera son crímenes, no fueron fondos de campaña, eso es lo importante. Vinieron de mí y tuiteé sobre ello”, expresó.

RESPALDA A MANAFORT, PERO CON RESERVAS. Contrario a las descalificaciones que hizo al referirse a Cohen, el presidente volvió a mostrarse a favor de su exjefe de campaña, Paul Manafort, recientemente condenado por fraude y evasión de impuestos, entre otros cargos.

“Diría que lo que hizo, por lo que lo acusaron, probablemente todos los consultores lo han hecho. Miren los crímenes de (Hillary) Clinton, y este Departamento de Justicia no hace nada al respecto”, señaló. No obstante, también marcó cierta distancia: “No lo conocía bien, no estuvo mucho tiempo en la campaña. Yo no estaba involucrado, no estaba a cargo”.

Aunquer el presidente reiteró sus críticas contra fiscal Jeff Sessions, a quien no perdona por haberse recusado de la investigación sobre la injerencia rusa y la presunta colusión entre agentes del Kremlin y la campaña republicana, no respondió concretamente si planea despedirlo.

“Quiero mantenerme al margen, pero es muy triste que Sessions se recusara. Debió decirme. Hasta mis enemigos dicen que debió avisarme que no tomaría el caso. Aceptó el trabajo y se recusó (de la investigación). ¿Qué tipo de hombre es este?”, lamentó.

Gráfico: La Razón de México

El Congreso está obligado a indagarlo: TWP

El Congreso de EU tiene la obligación constitucional de investigar al presidente Trump, luego de que su exabogado Michael Cohen se declaró culpable de violar las leyes de financiamiento electoral, sostuvo hoy el diario The Washington Post.

En su principal editorial, el  diario lamentó que la política del Departamento de Justicia sea no encausar a un presidente en funciones porque no está claro si la Constitución lo permite, salvo para un juicio político.

“Es responsabilidad del Congreso hacer que el presidente rinda cuentas”, subrayó.

El rotativo calificó tanto a Trump como a Cohen como “mentirosos seriales” y sostuvo que ello hace necesario que el Congreso tome cartas en el asunto, a raíz de las contradictorias declaraciones que ambos han hecho sobre el tema de los pagos a mujeres en violación de la ley.

“El Congreso tiene la obligación de obtener esta evidencia y recolectar la propia. Si los republicanos no hacen a un lado sus lealtades y empiezan a cavar, los votantes tendrán una razón para reemplazarlos”.