…Y mantiene separados de sus familias a 559 niños migrantes

Han pasado tres semanas desde que venció el plazo para que el gobierno reunificara a los menores con sus padres; cada día se exacerba el trauma que esta administración causa a los niños, afirman senadores 

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Centro de detención en el sur de Texas. Foto: AP

Dos mil 654 niños inmigrantes han sido detenidos por la administración del presidente Donald Trump en la frontera, de los cuales 559 no han sido reunificados con sus padres, a pesar que el plazo de reunificación venció hace tres semanas.

El Departamento de Justicia informó en una moción judicial que los menores continúan bajo custodia de la Oficina de Refugiados (ORR) del Departamento de Salud (HHS) porque sus padres no eran elegibles para ser reunificados o no estaban en posición de ser liberados.

De acuerdo con el documento, un total de 163 padres de familia expresaron su decisión de no ser reunificados con sus hijos, pero organizaciones como la Unión Nacional de Libertades Civiles disputaron la versión oficial.

El Departamento de Justicia señaló que los casos de 60 de los menores están en revisión y otros 27 no fueron reunificados porque aparecieron “focos rojos” en la revisión de antecedentes de sus padres.

Un niño come en un centro de detención, donde permanece bajo resguardo de las autoridades estadounidenses. Foto: AP

Otros 386 padres de niños separados ya fueron deportados de Estados Unidos y se encuentran en sus países de origen. Según la administración Trump, la Oficina de Refugiados ha contactado a 360 y 26 se encuentran bajo revisión.

Un grupo de 17 senadores pidió a la administración Trump que reunifique de manera inmediata a otro grupo de inmigrantes integrado por unos 539 menores que en este caso fueron separados de sus padres al llegar a la frontera sur de Estados Unidos.

“Con cada día que el Departamento de Seguridad Interna (DHS) deja de actuar para reunificar niños inmigrantes con sus padres, se exacerba el trauma inaceptable que esta administración causa innecesariamente en los niños y sus familias”, indicaron los senadores.

Por separado, un reporte senatorial divulgado esta semana encontró que los funcionarios del Departamento de Salud (HHS) no están llevando acciones encaminadas a asegurar el bienestar de los niños inmigrantes una vez que son entregados a hogares adoptivos.

De acuerdo con el reporte, de un total de siete mil 635 niños que intentaron ser rastreados en un sondeo, el HHS desconocía la situación de mil 475 menores de edad.

kl