Jueves 26.11.2020 - 23:18

Ojo: nadie ha rebasado a nadie

Jennifer Aniston se casará en ceremonia privada
Por:

La sociedad civil mexicana desbordó su solidaridad, esfuerzo físico y bondad tras los sismos del 7 y del 19 pasados. Las imágenes dan la vuelta al mundo. Pero ¿existe alguien que esperaba una actitud diferente? De ser así, no tiene idea de la grandeza de este pueblo. O padece de autodesprecio.

En cambio, existían todas las dudas acerca de la respuesta de las autoridades ante estas catástrofes aún incuantificables. En especial porque vivimos un tiempo en que los gobiernos se encuentran en momentos de muy baja estima, por su ineficacia y lejanía hacia la gente.

Sin embargo, hay un Estado mexicano visiblemente a cargo, con capacidad de respuesta para mantener funcionando el país: red telefónica y carretera, Metro y Metrobús gratis, apoyo oficial fluyendo hasta los lugares más recónditos de Chiapas y Oaxaca. El Ejército, la Marina, Protección Civil al frente de todas las tareas.

Así que lo observado, de manera fehaciente, desde el cataclismo del día 7 hasta el del 19 de septiembre, ha sido a autoridades y ciudadanos trabajando de la mano, como corresponde a un país democrático, de ciudadanos libres e instituciones estables que rebasan sexenios y gobiernos de cualquier color.

Es insostenible la tesis que pretenden inocular grupos de presión acerca de que, “igual que hace 32 años, el establishment queda sepultado ante la magnitud del terremoto humano”. Puede ser una afirmación poderosa, en especial, si es muy bien utilizada como caja de resonancia. Pero es falsa.

El Estado mexicano es un conjunto de instituciones, entre las cuales figuran la Presidencia y el resto de entidades públicas que lo integran. El Jefe de Estado ha visitado en 18 días todos los estados afectados: cuatro veces Oaxaca, tres Chiapas, dos CDMX, una Edomex, una Morelos y una Puebla.

El Ejército desplegó cuatro mil 169 soldados en CDMX, mil 663 en Morelos, mil 185 en Puebla, mil 477 en Guerrero, 120 en el Edomex, mil 842 en Oaxaca y mil 336 en Chiapas, coordinando las búsquedas y rescates, removiendo escombros, con mil tráileres distribuyendo víveres.

La SEP ha sido eficaz en la vigilancia exhaustiva de la situación de cada plantel, para permitir o no el regreso a clases. Hacienda dispone de los recursos para la reconstrucción. La coordinación en la CDMX permitió rescatar con vida a 69 personas y 900 heridos…

Es entendible la lucha política en medio de la tragedia: así funciona el ser humano. Pero una tesis es verdadera sólo si se corresponde con los hechos. Entonces, no es ninguna “verdad alternativa” ese recurso baladí de que la sociedad rebasa al gobierno.

Aquí nadie rebasó a nadie. Lo que indican los hechos es que el Estado ha sido competente.

Y que Estado y ciudadanos trabajan de la mano.