Ven lejos reformas de fondo

Falta dar  el siguiente paso
Por:

Por Juan Manuel Anguiano

Durante la Legislatura que termina, las reformas que se consiguieron fueron “raquíticas, minimalistas e ineficientes”, por la apuesta del gobierno y los partidos de hacer las “reformas posibles”, es decir, aquellas en las que fue posible lograr consensos, por lo que la expectativa para la próxima Legislatura será conocer si el PRI está dispuesto a asumir decisiones impopulares, pero que podrían mejorar la condición del país con miras a ganar la Presidencia en 2012, o si apuesta por esperar a realizar los cambios de fondo hasta tener asegurado su regreso a Los Pinos, coincidieron politólogos y especialistas.

Durante un foro organizado por la American Chamber para analizar la conformación de la LXI Legislatura, los especialistas vieron pocas posibilidades de que se aprueben las reformas fiscal, laboral, de telecomunicaciones y del Estado, ya que el andamiaje institucional no favorece la formación de mayorías.

Además, refirieron, el PAN cometió un grave error al centrar su campaña electoral en denostar al PRI y ligarlo con el narcotráfico, ya que será este partido el que marcará la agenda durante los próximos tres años.

“El problema económico de México es político. Hay un juego de incentivos perversos y actores a los que no les conviene cambiar nada”, advirtió María Amparo Cassar, catedrática del CIDE.

La politóloga consideró que el presidente Felipe Calderón enfrentará un Congreso “más adverso” que en la primera mitad de su sexenio, cuando el PAN representó la primera minoría y tenía capacidad de veto.

Déficit, una opción. Frente al complicado panorama que enfrentarán las finanzas públicas en el 2010, la economista en jefe de la American Chamber, Deborah L. Riner, aseguró que un “déficit moderado” podría ser una buena opción anticíclica, siempre y cuando sea temporal y se transparente el gasto público.

fdm