Heces caninas, un problema de convivencia en la CDMX

Heces caninas, un problema de convivencia en la CDMX
Por:
  • yasmin_mariche

En parques, camellones y banquetas de las colonias Condesa y Roma, la abundante cantidad de heces fecales de mascotas, cuyos dueños no recogen, llega a ser un obstáculo recurrente en el camino de peatones, ciclistas e incluso de otros paseantes que acuden a disfrutar de las calles junto a sus perros.

Juan Carlos, quien es paseador de perros en la colonia Condesa, comparte que es común encontrar en el camino "recuerditos", los cuales normalmente son dejados por quienes salen a pasear a sus propios perros.

“Aunque en esta zona haya más educación y cultura respecto de limpiar los desechos de los animales, es común seguir encontrando a mucha gente que lo hace. Nosotros que nos dedicamos a esto tenemos que hacerlo, así tengamos en una mano a 20 perros, es necesario detenerse para recoger las heces, creo que si nosotros podemos, mucho más los dueños que salen con uno o dos perros”, afirmó.

Ante este creciente problema, la asociación civil Consejo Ciudadano, puso en marcha un proyecto denominado “recoge las heces de tu animal de compañía” con el cual pretende mejorar las condiciones de limpieza en las calles y parques, así como contribuir a que la sociedad pueda convivir de manera armónica.

“El asunto de las heces abandonadas en la calle es un problema de convivencia, además de ser un problema de salud, del que la gente se queja; no puedes convivir armónicamente en un parque, si está minado de heces caninas. Es un sentir de los vecinos y la gente que se encuentra viviendo cerca de los parques”, afirmó Paola Aceves, coordinadora del programa "Recoge las heces de tu animal de compañía" de Consejo Ciudadano en entrevista con La Razón.

Para combatir la desidia y la indiferencia de algunas personas, Consejo Ciudadano colocó dispensadores sustentables hechos con botellas de plástico recicladas que contienen en su interior rollos de papel periódico para que se puedan recoger los desechos fecales de los animales.

La idea se puso en práctica a partir de este año, y es resultado de una encuesta en la que se ubicaron los lugares donde el hallazgo de heces caninas es recurrente, siendo parques y corredores de la Condesa, Roma, Tlatelolco, Santa María la Rivera y el parque de los Venados, los primeros puntos ubicados donde la problemática resulta ya molesta para los vecinos de la zona.

“Empezamos a medir que las personas que tienen perros y que los sacan a pasear, normalmente no recogen, recogen más las personas que son contratadas para pasear perros, mucha gente a veces no baja con bolsas, además algunas personas que son ambientalistas consideran que no es adecuado desechar las heces en bolsas por eso también se creó así esta herramienta”, comentó la coordinadora del proyecto.

Los resultados han comenzado a dar frutos y de encontrar 87 heces fecales en la vía pública, ahora los conteos se reducen a un promedio de 13 heces.

Hay un módulo en parque México y otro más en parque España, donde además de recibir sugerencias y comentarios, el Consejo Ciudadano recibe el apoyo de la ciudadanía para poder armar los botes y así como para colectar más material que permita seguir abasteciéndolos.

“Cualquier vecino interesado en replicar esta acción, no es que tengamos la patente y no la queramos compartir, por el contrario, si hay grupos de vecinos en la ciudad en donde sufren este problema, se pueden acercar al consejo al 55335533 y pedir el apoyo para que los podamos asesorar en cuanto a cómo se preparan los botes y cómo llevar acabo la acción, expresó Paola Aceves.