Arranca la guerra sucia en Edomex

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • larazon

Un video en YouTube, que acusa al PAN de ser “el partido de la guerra” y atribuido a Morena, soporte electoral de AMLO, dio ayer el banderazo a la guerra sucia hacia los comicios del primer domingo de julio en el Estado de México.

Más allá del aviso de que las redes sociales serán una presencia dentro de la campaña, el clip indica que no por discurrir en canales alternativos y buscar el aniquilamiento del adversario con puñaladas por la espalda, el golpeteo carecerá de contenido y buen nivel de facturación.

Inmediatamente, organizaciones obradoristas respaldaron el mensaje, como José Luis Cortés, organizador del Frente Mexiquense, quien anunció que materiales similares estarán presentes en todo el proceso, aunque no aceptó la autoría.

“Nadie que ame a México puede ser aliado o votar por el partido de la guerra: el PAN”, enuncia el video, que recuerda los “más de 35 mil muertos por la guerra al narco, de los cuales el 10 por ciento son víctimas civiles y 900 son niños”.

Se trata de un juego notoriamente sucio, que no honra a la política y provoca que un sector de los electores se harte de ésta al no ver propuestas, pero que funciona y por eso será protagonista importante del proceso.

En este caso, la dureza contra el PAN busca evitar a futuro que el PRD acepte una eventual declinación del candidato blanquiazul, como sucedió en Guerrero, donde hubo una alianza de facto cuando el candidato panista Marcos Parra declinó en apoyo del perredista Ángel Heladio Aguirre.

A AMLO le interesa en el Estado de México una polarización que no únicamente mande al PAN al tercer lugar, sino que cancele toda posibilidad de reactivación de una alianza disfrazada de éste con el PRD y lo saque a él del área de influencia sobre el candidato perredista.

El video atribuido a Morena juega un evidente papel político-moral disuasorio, pues coloca la lucha del gobierno panista contra el crimen organizado como realizadora del trabajo sucio a Estados Unidos y, así, qué simpatizante de la izquierdas vería con buenos ojos la declinación blanquiazul.

Apunta el clip:

“El negocio del narco en Estados Unidos genera más de 100 mil millones de dólares anuales, el dinero del narco fundó y financia 2 prósperas ciudades, Las Vegas y Miami; y sin embargo, Estados Unidos no tiene el Ejército en la calle”.

No es casual, pues, que la guerra sucia arranque con un tema de gran fuerza emocional, metido en el imaginario de los electores y que genera discusión, porque afloró los instintos sicopáticos y más descompuestos de nuestra sociedad, a través de los crímenes más atroces.

O sea: la violencia como tema señero de la agenda electoral.

ruben.cortes@3.80.3.65

Twitter: @ruben_cortes