Carta dirigida a la FIFA (no son ratas, son canguros)

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Carlos Alazraki

Estimados canguros:

Finalmente salió el peine...

Finalmente la policía suiza y el FBI terminaron de armar sus casos.

Finalmente ya los agarraron in fraganti.

Finalmente los van enjuiciar.

Finalmente se van al tanque por varios años.

Finalmente ya se entendió el por qué de las designaciones de Rusia y Qatar para los próximos mundiales.

Finalmente ya entendimos también por qué Sudáfrica fue sede del Mundial en el 2010.

Todo se debió a la enorme corrupción entre todos ustedes.

Ya saben, a la alegre repartición de los billetes.

Una corrupción tan grande, que lo que hacen nuestros políticos todos los días, aquí en México, parece un cuento de hadas.

Tan grueso está su caso que la denuncia contra ustedes está fortísima.

Y si no me creen, lean sus cargos:

“Conspiración criminal, conspiración para cometer fraude electrónico, conspiración por lavado de dinero, obstrucción de la justicia, fraude electrónico y lavado de dinero”.

Años que pueden pasar en la cárcel: ¡20!

Sí canguros... 20 años... nada más...

Ahora, ahí les van algunos nombres de los acusados:

Jeffrey Webb, vicepresidente de FIFA y presidente de... ¡Concacaf!

Nicolás Leos, uruguayo; expresidente de la basura de Conmebol (ya saben... esas ratas que le perdonaron la vida a Boca).

Jack Warner, también... expresidente de Concacaf.

Eduardo Li, presidente de la Federación de Futbol de Costa Rica.

Además de un brasileño y un nicaragüense.

¿Qué tal, eh?

Nuestros hermanos latinoamericanos... volviendo a poner el ejemplo...

Señores de la FIFA:

¡Son verdaderamente un asco!

Me dan pena ajena.

El daño que ustedes le han hecho al futbol es irreversible.

Sobre todo, por otorgarle la sede de un mundial a Qatar.

Sí señores, darle la sede a un país que en invierno hace más calor que un verano en el desierto del Sahara.

¡Qué vergüenza!

Y todo por su maldita ambición de dinero y poder.

Detestables canguros:

Espero de todo corazón que le quiten la sede a Qatar.

La deseo por dos razones:

Por la corrupción para lograr los votos para ser sede.

Y porque un Mundial no se puede jugar a la mitad de todos los torneos de liga.

Estoy seguro que mi deseo no se va a cumplir...

Y obviamente no se va a cumplir porque su lana ya está en su cuenta bancaria y porque Blatter se va a reelegir entre aplausos por quinta vez.

Y aunque algunos de ustedes pasen muchos años en la cárcel, estoy seguro que sus herederos serán los mismos reptiles que seguirán predicando con su ejemplo.

¿Qué hubiera pensado nuestro inolvidable Guillo Cañedo?

razon@alazraki.com.mx