Martes 4.08.2020 - 00:30

La necedad insiste siempre

La necedad insiste siempre
Por:

En su estreno como presidente del PAN, dejó claro que el enemigo es el PRI y que irá en el Congreso contra los gobernadores priistas Enrique Peña Nieto, Humberto Moreira y Natividad González Parás porque supuestamente desviaron en sus estados recursos del erario a las campañas de 2009.

No se trata de Germán Martínez, sino de su relevo, César Nava. Pero son amenazas tan inmaduras y faltas de visión de Estado que parecen copia de las que el 6 de julio terminaron por convertir a Germán en un político en liquidación y que ayudaron a hundir al PAN en una derrota memorable.

Al flamante líder sólo le falta repetir que “es momento de que el PRI aclare: está del lado del presidente Calderón o de personas que tienen vínculos con el cártel de Juárez”, para mostrar un comportamiento idéntico al que desbarrancó a su antecesor.

No quiere decir que Nava sea un neófito, sino que en el partido en el gobierno se acabó por imponer la idea de que el 5 de julio no les ganó el PRI, sino que perdieron por la crisis económica.

Lo cual no es del todo cierto, pues buena parte del revés recayó en la desacertada estrategia de confrontación con el PRI que desarrolló Germán, que en un inicio aportó resultados, según las encuestas de marzo-abril, aunque al final agotó al electorado.

Los insultos facilistas, por reiterados y poco creativos, consumieron la paciencia de los votantes; mientras que las omisiones al problema económico y al desempleo motivaron a éstos a pensar que eran vistos como tontos y voltearon al PRI, se abstuvieron o anularon el sufragio.

Sin embargo, Nava no enseñó nada nuevo en su primera semana como líder panista: sus cartas son las mismas que manoseó Germán Martínez. Y eso es preocupante porque quiere decir que el partido gobernante parece no saber dónde está parado.

O, en todo caso, le hace al avestruz para no ver que está obligado a tender puentes con el PRI.

Y que, en su relación con éste, se encuentra forzado a sumar y no a restar, pues cuenta con 237 diputaciones que, en alianza con el Verde, le dan 259 votos en la Cámara, cantidad que representa la mayoría absoluta, o sea la mitad más uno necesaria para aprobar iniciativas.

Sin embargo, concediendo que tengan razón los panistas en que resultó la crisis económica la causa de su derrota el 5 de julio, y no la campaña sucia en contra del PRI, entonces Nava está de igual manera equivocado: el propio gobierno afirma que el shock económico será peor en 2010.

Quiere decir que, definitivamente, Camus tiene razón en La Peste:

La necedad insiste siempre.

ruben.cortes@3.80.3.65

asc