Ley de disciplina estatal, sin dientes, y tras elección, más riesgo

Más deuda pública otro síntoma del Covid-19
Por:

Hasta la camisa… En los últimos años, la deuda de entidades y municipios aumentó de manera considerable.

Del año 2002 a 2017, el monto de estos pasivos pasó de 116 mil 218 millones de pesos a  508 mil 644 millones de pesos.

Además, a partir de la crisis financiera de 2008, los déficits fiscales de los gobiernos locales se ampliaron, en comparación con sus niveles históricos, con lo que dichos adeudos alcanzaron 3% del PIB.

En ese contexto, los compromisos per cápita se duplicaron. Hoy, cada uno de los mexicanos tiene un débito estatal cercano a los 4 mil 483 pesos…

Ni cómo ayudarte… Además, el riesgo de incumplimiento para las entidades nacionales es mucho mayor que para la de sus pares en Brasil y España.

Daniela Brandazza, directora de análisis de finanzas públicas para la región de la calificadora S&P, apunta que si bien las condiciones económicas de México son relativamente estables, los incentivos gubernamentales para apoyar a los estados y municipios durante una crisis, más allá de las transferencias y participaciones federales, son acotados.

De 2010 a 2013 se dio un total de 10 incumplimientos, lo que deja ver la limitada capacidad pública para frenar dichos descalabros.

En ese sentido y para evitar futuros incumplimientos, a partir de 2016 se aprobó la Ley de Disciplina Fiscal para los llamados gobiernos subnacionales, a fin de reforzar su capacidad financiera y robustecer las restricciones para obtener financiamiento…

Está chimuela… Sin embargo, a 3 años de su aprobación, los resultados no son los más halagüeños.

Brandazza explica que a la fecha, apenas 3 de los 39 gobiernos mexicanos que califica S&P tienen grado de inversión y virtualmente ninguno posee una calificación superior a la del soberano.

Lo anterior se explica por la falta de prácticas adecuadas de prudencia presupuestal, control y transparencia.

La realidad es que a pesar de que la idea era implementar en su totalidad la ley desde 2017, el gobierno relajó algunos controles y condonó las sanciones para quienes no cumplieron en su totalidad con la legislación.

A la fecha, en estados y municipios persisten administraciones financieras débiles y una limitada rendición de cuentas.

Lo anterior es un inminente foco rojo, pues a sólo siete semanas de las elecciones presidenciales, la Ley de Disciplina Fiscal permanece sin dientes…

Pocos acuerdos para TLCAN

El 17 de mayo… es la fecha límite que el gobierno de EU estableció para la nueva versión del TLCAN.

Pero más allá de las prisas, aún permanecen desacuerdos en materia de agricultura, por las famosas ventanas de estacionalidad, en los mecanismos de resolución de controversias, en las reglas de origen para autos y por la cláusula de muerte súbita.

En otras palabras, EU no ha cedido un ápice.

A saber qué se aprueba…

MAÑANA, 1ER FORO DE TRANSPORTE AÉREO

Turbulencia… Ante el riesgo político que enfrenta el sector de la aviación, mañana, la Cámara Nacional de Aerotransportes (CANAERO) que preside Sergio Allard, llevará a cabo su “1er Foro del Transporte Aéreo”.

Ahí se analizarán las perspectivas de la industria, los retos en infraestructura aeroportuaria y la agenda de desarrollo para la aviación 2019- 2024.

Por allá, Yuridia Mascott, subsecretaria de la SCT, Rodrigo Pérez Alonso, director de CANAERO, Peter Cerdá, vicepresidente de IATA; César Hernández, de asuntos internacionales de COFECE; y Porfirio González Álvarez, de OMA, entre muchos otros…