Sábado 19.09.2020 - 09:44

Siempre habrá una luz

José Córdoba Montoya
Por:

Todos nos hemos preguntado en qué punto se desviaron nuestras vidas de los objetivos, sueños, que nos fijamos en la niñez, adolescencia y juventud. Así le pasa al régimen político mexicano.

Los políticos y estudiosos de la misma ya ven al pasado buscando en qué punto de su existencia sus propósitos se atascaron o cambiaron de rumbo. Cuándo se perdieron los derechos civiles, humanos y democráticos ganados al régimen único de Estado. Donde “se pudrió Dinamarca”: “Hamlet.”

Estamos a unas semanas de las elecciones, uno será el México del 30 de junio y otro después del dos de julio. Solo 24 horas después. En un solo día se definirá la línea que históricamente prevalecerá en nuestro país en lo político, económico y social. Será forzosamente otro al actual.

“…no una nueva mayoría , sino una nueva hegemonía” dice Jesús Silva- Herzog Márquez ( “La ambición hegemónica”. 28 mayo 2018 Reforma).

“¿Un avasallador bloque político?”. ¿Una sola hegemonía o una nueva mayoría? SERÁ…

Todos los políticos, desde los candidatos a la Presidencia, a gobernadores, presidencias municipales y hasta los regidores deben buscar donde perdieron su rumbo. SOLO SE VE LUCHA DEL PODER POR EL PODER.

Muchos de ellos pasaron tres años autosaboteándose, inventando guerras sucias y negras y, el colmo, hasta a sus familias metieron en el lodo. Y lo peor es que los partidos que buscan el poder por el poder dejaron sus puertas abiertas donde se metieron candidatos del crimen organizado.

Las redes, las falsas noticias incrementaron sus guerras sucias y alimentan la violencia.  A disgregar familias, no sirvieron para ser un México democrático, garantizando libertad de expresión. Debilitan a las instituciones y al propio Estado. Suman a la ingobernabilidad que pagará cualquiera que gane el 1 de julio. Muchas veces fue escupir al cielo.

Tal parece que estamos en un México donde impera lo más negro de la política y la falta de definiciones para el país. Solo el mesianismo y, lo peor, emergió el conservadurismo en TODOS los candidatos a la presidencia, gubernaturas y diputaciones. Borraron al liberalismo. Los progresistas fueron anulados por la derecha a cambio de puestos.

Se ve un México después del 2 de julio volviendo a la inquisición civil. Regresando a la JAULA de la melancolía que nos dice Roger Bartra ( 29 de mayo 2018, Reforma)

Otras serán las fuerzas políticas con los votos que se den el 1 de julio, otros los partidos con fuerza y representación y otros los caciques que NACERAN. Y me atrevo a decir que también entre los grupos de narcotraficantes habrá redefiniciones.

Pero no todo será entrar a un túnel del conservadurismo, siempre habrá una vía hacia la luz .