Rememora Carlos Fuentes la obra de Eloy Martínez

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:
  • larazon

Notimex

El escritor mexicano Carlos Fuentes recordó hoy, en un artículo publicado en el diario "La Nación", la obra "terrible y hermosa, puntual e imaginativa" de Tomás Eloy Martínez, autor fallecido el domingo en Buenos Aires.

Fuentes contó que conoció a su colega en el lejanísimo verano de 1962 en la capital argentina, en compañía de Augusto Roa Bastos, Ernesto Sabato y Francisco Petrone, apostados todos en un balcón que crujía.

"Gracias a que el balcón no se cayó, pudimos disfrutar durante el siguiente medio siglo de una obra, la de Tomás Eloy Martínez, terrible y hermosa, puntual e imaginativa, recreación literaria de esa interrogante humana y política que llamamos ‘la Argentina’", refiere.

Explicó que de "La Novela de Perón" a "Purgatorio", pasando por "Santa Evita", "El vuelo de la reina" y "El cantor de tango", Tomás Eloy "nos indica que si sólo pudiéramos vernos dentro de la historia, sentiríamos terror".

Para superarlo, precisó "el novelista que fue -que es- Tomás Eloy no niega la historia, sino que la resucita, la transforma y la reinventa para hacerla no sólo visible, sino comprensible".

Añadió que el autor argentino escribió la historia de un país latinoamericano autoengañado, que se imaginó europeo, racional, civilizado y que un día amaneció sin ilusiones, tan latinoamericano como México o Venezuela.

Ese país, Argentina, explicó, era "tan brutalmente salvaje como sus dictadores militares, tan brutalmente corrupto como sus políticos, tan ciego como todos ante las poblaciones de la miseria que fueron bajando hasta las avenidas porteñas".

En suma, agregó Tomás Eloy Martínez, "buscó y encontró en la novela la realidad de lo que la historia ha olvidado. Y puesto que la historia ha sido lo que ha sido, la literatura nos ofrece lo que la historia no siempre ha sido y, a veces, lo que nunca ha dicho".

Martínez murió el domingo por la noche en Buenos Aires a los 75 años de edad, luego de haber luchado durante tres años en contra del cáncer.

agp