Miércoles 21.10.2020 - 05:24

The Nomads: ritmo fuzz

The Nomads: ritmo fuzz
Por:

Eran las diez de la noche de un domingo decembrino y esperábamos escuchar al legendario grupo sueco The Nomads. Encabezaban el festival Invasión Fuzz y Gritos México 2019, producido por Ernesto Martínez y Tere Farfisa. El lunes era laboral, pero su presencia acá fue advertida hace más de veinte años por Ernesto, luego del primer concierto de los Fuzztones que organizó en La Faena. Dos décadas y un hash con mezcal después, los advertidos asistimos a la cita y atestiguamos al grupo de garage más influyente del Viejo Incontinente desde los ochenta.

Algo hay de admirable en la pareja subterránea de Ernesto y Tere: su colmillo y tenacidad para traer grupos de calibre histórico, pese a los contratiempos que suelen tener. En el festival también tocaron los estupendos Lords Of Altamont y los Woggles, los Mustangs, los Cavernarios y Bang Bang y los Espectros. La mala nota la dio otra vez la Sala Puebla, con sus fallas de sonido e iluminación. Los Dandy Warhols abandonaron este escenario debido a las interrupciones de energía hace unos años. Por el amor de Lemmy, ya no organicen nada ahí.

"Asistimos a la cita y atestiguamos al grupo de garage más influyente del Viejo Incontinente".

Como en la canción de Kris Kristofferson, el domingo es el día que duele. Y más cuando trabajas en lunes. Entonces los Nomads tiraron paro con ese rock implacable y distorsionado hasta la quinta dimensión. La intersección entre el garage psicodélico de los sesenta con el punk de los setenta y los ochenta, viajando a la velocidad del fuzz. Una colisión de melodías veloces y guitarras ásperas en una veintena de álbumes y más de cuarenta sencillos. Serenos por fuera pero devastadores por dentro, los guitarristas Hans Östlund y Nick Vahlberg con su voz encabronada, el bajista Björne Fröberg y el baterista Joakim Ericson nos tundieron a rockazos que sacaban rayos y centellas. Tocaron parte de Solna y casi todo el Up-tight: “Can’t Keep A Bad Man Down”, “Crystal Ball”, “In A House Of Cards”, “It’s Lonely Down There Too”, “Top Alcohol”, “Competitors In Crime”, “Miles Away” y “Hangsman Walk”.

El temperamento y la actitud vikinga giraban hasta el vértigo, una espiral de sonido que se percibía en sentido opuesto, como las aspas de un ventilador gigante. En realidad nos taladraban los tímpanos a punta de piedra con clásicas del género y los sencillos reunidos en el doble Showdown (1981-1993): “I’m 5 Years Ahead Of My Time”, “Lowdown Shakin’ Chills”, “Call Off Your Dogs”, “Swamp Gal” y “Where The Wolf Bane Blooms”. Sus Marshalls calientes y furiosos no mintieron, los Nomads son el garage profundo de Europa.