• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Cientos de hondureños, ayer, a la orilla del río Suchiate, en la frontera entre Guatemala y México. Foto: AP
Cientos de hondureños, ayer, a la orilla del río Suchiate, en la frontera entre Guatemala y México. Foto: AP

La vocera del Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova con sede en Tapachula, Chiapas, Mabi Cruz, aseguró a La Razón que los albergues del gobierno de Chiapas en los que se dará apoyo a los migrantes son canchas y polideportivos en donde se levantan carpas cada que hay emergencias o desastres naturales, pero su capacidad es de no más de mil personas.

Añadió que los que no alcancen lugar se tendrán que quedar en la calle: “no hay capacidad en todos los albergues de Tapachula porque muchos de éstos ya están ocupados y no hay forma de que se queden ahí”, remarcó.

También recordó que algo similar ocurrió en el municipio guatemalteco de Tecún Umán, en donde hay mil 500 migrantes ocupando albergues, pero muchos se están quedando en los parques.

Por su parte, la dirigente de la organización civil Sin Fronteras, Irazú Gómez Vargas, indicó que México no está preparado para recibir a la caravana.

Los primeros en llegar a la frontera atraviesan por el río. Foto: AP
Los primeros en llegar a la frontera atraviesan por el río. Foto: AP

Mencionó que la estación de Tapachula padece sobrepoblación de más de 100 por ciento, además de que adentro se registran malos tratos, mala alimentación y pésima atención médica.

La activista indicó que la estación migratoria tiene una capacidad para aproximadamente 80 personas, pero actualmente hay más de 200 migrantes a la espera de que se defina su situación.

Gómez Vargas comentó que México “tiene un sistema de asilo colapsado y no está preparado para recibir a tanta gente”.

Ayer, el Instituto Nacional de Migración comenzó a repartir las 50 fichas que dará al día a quienes soliciten refugio. Foto Especial
Ayer, el Instituto Nacional de Migración comenzó a repartir las 50 fichas que dará al día a quienes soliciten refugio. Foto Especial

Recordó que Sin Fronteras se ha dedicado a monitorear la situación de las estaciones migratorias desde hace 17 años, tiempo en el que ha documentado que éstos son muy parecidos a las cárceles.

Explicó que además de las condiciones de hacinamiento e insalubridad, los migrantes detenidos son sometidos a horarios para recibir visitas, además de que les ponen trabas para recibir asesoría.

Además, enfatizó que las estaciones del INM “son un punto ciego” y se han convertido en un foco rojo por las constantes violaciones a derechos humanos.

A su vez, la asesora del Instituto Nacional de Migración (INM), Iliana Ruvalcaba, aseguró que en caso de que no exista capacidad en los albergues para recibir a los más de tres mil migrantes que p ingresarán al país en los próximos días, algunos se tendrán que quedar en la vía pública y alimentar con sus propios recursos, ya que las autoridades sólo les brindarán atención médica.

A pie por la carretera se acercan a Ciudad Hidalgo, Chiapas. Foto: Cuartoscuro
A pie por la carretera se acercan a Ciudad Hidalgo, Chiapas. Foto: Cuartoscuro

“Se quedarían en la calle, se mantendrían por su propio bolsillo y por la misericordia de la gente que les quiera dar de comer; el gobierno puede proveer una asistencia médica, pero no darles de comer propiamente”, afirmó.

También dijo que los migrantes llegaron engañados, ya que un diputado de Honduras fue quien organizó la caravana, pero ya no está en ésta, pues lo detuvieron en Guatemala: “ellos están viniendo porque un diputado (Bartolo Fuentes) los azuzó, ya que quiere hacer quedar mal a su gobierno”.

Esta pobre gente está viniendo a México, pero las autoridades les van a dejar las cartas muy claras. O se quedan por un refugio o regresan a su país porque en Estados Unidos no los van a dejar pasar, abundó.

Ante la llegada de la caravana, el comisionado nacional de la Policía Federal, Manelich Castilla, indicó que los agentes a su cargo, que se encuentran en la frontera, harán exclusivamente “un ejercicio de contención”.

En entrevista, el funcionario precisó que los uniformados están desarmados y descartó cualquier intento de represión, pues su función es ayudar a los migrantes que lleguen al país.

Detienen a activista promigrante

Elementos de la Policía Federal y Municipal, así como agentes del Instituto Nacional de Migración (INM)detuvieron en Ciudad Hidalgo, Chiapas, al activista Irineo Mujica, director de la organización Pueblos sin Fronteras, durante una marcha en apoyo a la caravana.

La versión oficial señala que “un grupo de presuntos migrantes agredio a elementos del Instituto Nacional de Migración y a elementos de la Policía Municipal de Suchiate, al momento de solicitar la documentación de su estancia legal en el país”.

La organización emitió una alerta en la que aseguró que fueron “un aproximado de 20 policías federales y 15 agentes del INM” quienes “sin motivo y sin presentar una orden de aprehensión” detuvieron al defensor y a tres personas más, quienes no fueron identificadas.

Pueblo sin Fronteras advirtió que Mujica es ciudadano mexicano, por lo que el INM no tendría facultad para detenerlo. Añadió que esta persona fue remitida a la estación de la Procuraduría General de la República en Tapachula.

Con información de Jorge Butrón