Domingo 18.04.2021 - 21:57

Por falta de recurso, se retrasa un año

Con boteo, UAQ busca financiar su biológico

Con ventas, oferta de servicios, alcancías y donación, apenas reúnen 6.4 mdp de 20 mdp que necesitan; de haber tenido el dinero, ya estaría en fase 3, señala rectora de la universidad

30
Vacuna contra COVID-19 de Cansino.Foto: Archivo.
Por:
  • Otilia Carvajal

Con boteo, servicio de mantenimiento a computadoras, eventos culturales y alcancías dentro de los campus, estudiantes y académicos trataron de reunir fondos para financiar las fases uno y dos de la vacuna Covid de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ).

Alumnos instalaron alcancías en el Circuito Universitario para que las personas pudieran depositar su donativo sin bajar de sus vehículos, mientras que los estudiantes hicieron un boteo en facultades.

La de Informática ofreció servicios de mantenimiento a computadoras y laptops y venta de productos; además, las autoridades universitarias organizaron un evento cultural con este fin, el denominado Vacunatón, que se llevó a cabo el 27 de marzo, en el cual se recaudaron seis millones 473 mil 647 pesos mediante boteo, actividades culturales y una aportación de 1.5 millones del Gobierno estatal, informó la UAQ.

Sin embargo, aún están lejos de la meta que es de 20 millones de pesos para desarrollar las fases uno y dos de la vacuna en humanos, declaró a La Razón, Teresa García Gasca, rectora de la UAQ.

“El presupuesto ha sido un obstáculo, porque sin presupuesto no puedes continuar. Las universidades, por mucho que invirtamos, no podemos solventar un proyecto como el que es la producción de una vacuna”, reconoció.

Estimó que en este momento ya estaría en proceso la fase tres, pero no sé contó con el presupuesto suficiente, por lo que el desarrollo fue más lento de lo deseable. La proyección es que esté lista para aplicarse en 2022, indicó.

La rectora dijo que la Cancillería entregó recursos vía Amexcid y una empresa donó un bioreactor, además de que compraron un cromatógrafo, aparato necesario para purificar la proteína del virus.

Desde que inició la pandemia en el país, la comunidad científica de la UAQ comenzó a trabajar en el desarrollo de una vacuna. En septiembre pasado arrancaron la fase preclínica de ensayos con cabras, ovejas, conejos y cerdos.

“Hemos trabajado para determinar si esta vacuna genera respuesta inmune, es decir, que genera anticuerpos. Tenemos muy buenos resultados, tenemos una gran cantidad de anticuerpos activos después de 170 días que los hemos medido y seguimos en el monitoreo”, destacó.

La doctora en Ciencias de los Alimentos explicó que no se han detectado efectos adversos graves, sino los más comunes como un poco de fiebre e inflamación.

El siguiente paso será realizar pruebas en laboratorios certificados para demostrar que el biológico puede neutralizar al virus SARS-CoV-2, o sea su nivel de eficacia,. Este proceso debe ser evaluado por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).

Una vez aprobado, la UAQ podrá iniciar las fases de estudio en humanos. Primero decenas, luego cientos y finalmente decenas de miles en la etapa tres.

Sin embargo, lamentó que un año después el proyecto no ha sido evaluado por la Secretaría de Salud. Recientemente el Conacyt les solicitó una reunión para conocer el desarrollo de la vacuna.

La rectora de la UAQ expuso la necesidad de una dosis de producción nacional para garantizar el abasto en un futuro, así como para fortalecer la tecnología para el desarrollo de estos proyectos.

“Debemos recuperar la confianza en las universidades y en la ciencia mexicana, porque estamos para servir a la sociedad”, concluyó.

  • El dato: En México hay cuatro proyectos de vacunas Covid que han recibido financiamiento de la Amexcid, entidades extranjeras y de fundaciones del sector privado.