Está autoexiliada ante posibles ataques: abogada

“Lydia teme represalias tras arresto de Marín”

La periodista se mantiene alerta, pues tiene miedo de que la agredan, como en 2019, cuando se metieron a su casa y mataron a sus mascotas; el miércoles se define situación del exgobernador.

Lydia Cacho, comunicadora, en una conferencia, en agosto de 2018.
La comunicadora, en una conferencia, en agosto de 2018.Foto: Cuartoscuro
Por:

Tras la detención del exgobernador de Puebla Mario Marín Torres por su presunta participación en el delito de tortura, la periodista Lydia Cacho tiene temor de haya más represalias en su contra, advirtió su abogada Araceli Andrade Tolama.

En entrevista con La Razón, la litigante dijo que la autora del libro Los demonios del edén, en el que reveló una red de pornografía infantil, tuvo que autoexiliarse ante amenazas de muerte; sin embargo, permanece alerta.

“Se siente con temor, sabe que puede haber represalias contra ella, si de por sí ya las ha habido, amenazas, represalias. Recordemos que se metieron a su casa (en 2019), mataron a sus mascotas, le dejaron mensajes de ‘nosotros podemos entrar a tu casa y nos podemos meter hasta tu recámara’, mensajes claros de intimidación, que la obligaron a autoexiliarse”, señaló la abogada.

Andrade Tolama sostuvo que aún no se puede cantar victoria tras la detención de Marín Torres en Acapulco, Guerrero, el pasado miércoles 3 de febrero, pero por fin se está combatiendo la impunidad.

“Por fin se está combatiendo la impunidad en contra de los abusos de poder y los ataques a la libertad de expresión que le pegan directamente a este gremio. No estamos viendo justicia, ésta la vamos a ver cuando haya una sentencia condenatoria”, aseguró la abogada, quien puntualizó que el exgobernador de Puebla no alcanzará la libertad bajo fianza porque la tortura es un delito grave.

Explicó a este diario que aun faltan por cumplimentar tres de las 10 órdenes de aprehensión que se solicitaron en contra de los agresores de Lydia Cacho, entre ellos Kamel Nacif, quien se encuentra en Líbano; Jesús Pérez Vargas, expolicía judicial que trasladó a la periodista en una patrulla, por carretera desde Cancún, Quintana Roo hasta el estado de Puebla.

Se siente con temor, sabe que puede haber represalias contra ella, si de por sí ya las ha habido. Recordemos que se metieron a su casa, mataron a sus mascotas, le dejaron mensajes de ‘nosotros podemos entrar a tu casa

Araceli Andrade Tolama
Abogada de Lydia Cacho

También sigue prófugo de la justicia Hugo Adolfo Karam, quien era director de la Policía Judicial en Puebla en la época de los hechos, y quien instrumentó todo el operativo para que fuera detenida la comunicadora.

“El expediente está sólido, pero como litigante es preferible ir paso a paso y no cantar victoria hasta ver el auto de formal prisión, pero de que hay elementos sólidos los hay. Si no los hubiera, la magistrada que obsequió la orden de aprehensión de Mario Marín no la hubiera dado; no se trata de subjetividades, estamos hablando de hechos, y hechos muy lamentables que conocimos todos y todas de la propia boca del exgobernador Mario Marín.

“Todos escuchamos la llamada, eso no es algo que yo diga, es algo que se supo el 14 de febrero. Se recordará la llamada del góber precioso. Realmente el mote del góber precioso se lo puso su amigo Kamel Nacif, no lo hizo Lydia, no lo hice yo, ni la opinión pública, no fue un meme, ni siquiera existían los memes”, explicó.

Por último, la litigante dio a conocer que el próximo miércoles 10 de febrero por la noche vence el término constitucional para que el juez de la causa determine si Mario Marín sale libre o se queda preso para enfrentar su proceso penal por el delito de tortura.

.Gráfico: La Razón de México